Aumentan cifras de contagios en Pamplona

Sábado, 10 de Abril de 2021
La alcaldía quiere evitar que se presente una tercera ola de la pandemia. Se registran 2.459 contagios y 109 fallecidos.

La administración municipal de Pamplona estableció nuevas medidas para tratar de contener la expansión del virus de la COVID-19, teniendo en cuenta que a la fecha se reportan 2.459 confirmados como positivos.

Desde que comenzó la emergencia en el municipio se contabilizan 109 muertes por coronavirus.

Al hacer un comparativo con los primeros días de marzo de 2021 se reportaron 14 casos y en igual fecha de abril la cifra ascendió a 37 positivos.

En la actualidad, la Sala de Crisis de Pamplona cada día reporta un promedio de 4,2 personas positivas; cuando en los 31 días del mes anterior se contabilizaron solo 2,6 diarios.

Al ir en incremento las cifras, es motivo de preocupación por parte de las autoridades de salud municipales que empezaron a redoblar acciones para prevenir la propagación masiva del virus.

Normas

Teniendo en cuenta esos aspectos y para cumplir con las directrices de la emergencia sanitaria establecida por el Gobierno Nacional, el alcalde Humberto Pisciotti Quintero, promulgó tres decretos para mantener el orden público y demás medidas de bioseguridad.

Lea también: En Pamplona las personas discapacitadas podrán ser vacunadas a domicilio

En el municipio se mantiene hasta el 19 de abril la medida de toque de queda que no permite la circulación de personas desde las 11:00 de la noche hasta las 5:00 de la madrugada. También se prohíbe el consumo de bebidas embriagantes en el espacio público, en igual horario al de la disposición anterior.

El alcalde manifestó que continúa el pico y cédula como control a las medidas de bioseguridad tendiente a garantizar la salud y la vida de las comunidades pamplonesas. De esta manera y teniendo en cuenta el aislamiento selectivo, la norma regirá para la compra en supermercados, tiendas, servicios bancarios, compraventas y demás establecimientos de pago y recaudo de dinero.

En cuanto al plan piloto diseñado para el consumo de bebidas alcohólicas en bares, restaurantes y discotecas, está permitida la atención al público de 4:00 de la tarde hasta las 5:00 de la madrugada, medida que regirá hasta el 1 de mayo.

Le puede interesar: Lluvias podrían incrementar enfermedades respiratorias en Pamplona

Pisciotti Quintero advirtió que no están autorizadas en el municipio las fiestas, reuniones sociales privadas y demás actividades que perturben la tranquilidad ciudadana. 

La atención en el Palacio Municipal se mantiene de manera presencial y en caso de que la situación tienda a complicarse, se suspenderá hasta nueva fecha.

En alerta

La directora local de Salud, Martha Maldonado Mateus, dijo que la alcaldía tomó medidas orientadas a la prevención del virus que deben ser de inmediato cumplimiento.

La funcionaria manifestó que la situación es preocupante al preverse un tercer pico epidemiológico en el municipio.

“Hay que tener en cuenta que existe la sospecha de variantes de COVID-19 en Norte de Santander. Aunque se han ido descartando los casos; eso no significa que se deje de mantener la vigilancia genómica”, dijo Maldonado.

Ante esas circunstancias, pidió a las comunidades no bajar la guardia y darle tregua a la enfermedad, teniendo en cuenta que existe el riesgo eminente de contagio.

Maldonado Mateus también advirtió a los propietarios de bares, discotecas, restaurantes y demás negocios que expenden bebidas embriagantes que sean estrictos con la aplicación o el cumplimiento de los protocolos de bioseguridad.

Image
Roberto Ospino