Escuchar este artículo

Cultivos de mora están siendo atacados por plagas

Miércoles, 15 de Marzo de 2017
Los campesinos han registrado pérdidas en Pamplona y Ragonvalia.

Los cultivadores de mora tipo uva en Pamplona y en Ragonvalia alertaron a las autoridades agrícolas por la aparición de una plaga que marchita los tallos de las plantas.

La ingeniera agrónoma de la Asociación Hortofrutícola de Colombia, (Asohofrucol), Cecilia Jaimes, dijo que en Pamplona se detectó en la vereda San Francisco y en Ragonvalia en las veredas Babilonia, Tachirita, San Miguel y La Unión.

Jaimes, quien tiene a cargo la asistencia técnica de parte de estos cultivos, afirmó que los ataques son de “un animalito parecido a una hemíptera”, poco común en el área.

Para establecer de qué se trata el fenómeno, funcionarios de esa entidad y del Instituto Colombiano Agropecuario (ICA) hicieron un diagnóstico para determinar qué tipo de plaga es la que marchita los brotes terminales de las plantas.

Sobre cómo es la situación, manifestó que los tallos que son atacados presentan un color negro y les impide seguir en crecimiento y producción.

“Con el entomólogo del ICA se hicieron visitas de campo para que se diagnostique qué tipo de plaga se está presentando en estas regiones”, indicó.

Esto ha obligado a los propietarios de los cultivos afectados a hacer podas y a fumigarlos para controlar la propagación de la desconocida enfermedad que empezó a atacar las plantas.

Según la ingeniera Jaimes, con estos métodos se ha tratado de controlar la situación, pero se requiere establecer de qué se trata para tomar las medidas de erradicación.

La representante de Asohofrucol, también advirtió que han vuelto a encontrar plantas de mora infectadas con la roya, lo cual según el ICA desde hace años no se había presentado en Norte de Santander.

“Hemos observado baja incidencia, pero es un foco en los frutos y hojas que merece atención para erradicarlo”, sostuvo.

La ingeniera agrónoma advirtió a los productores agropecuarios que para evitar que estas plagas se extiendan a los demás municipios de la región, deben recurrir a las buenas prácticas y manejo fitosanitario.

“Cuando terminen las labores agrícolas inmediatamente deben desinfectar las herramientas y hacer una correcta disposición de los residuos orgánicos”, explicó.

De acuerdo con Jaimes tampoco se deben llevar a otras veredas las plantas o frutos que estén infectados, por el riesgo que representan.

Image
La opinión
La Opinión