Escuchar este artículo

Congresistas del Centro Democrático y la U dicen que no recibirán el aumento salarial

Domingo, 27 de Diciembre de 2020
Proponen que estos recursos a proyectos sociales. Su sueldo será de 34.400.000 mensuales.

Luego de las múltiples críticas que han surgido en el país por el aumento del 5,12% del salario a los congresistas, equivalente a $34.400.000 mensuales, el líder natural del Centro Democrático, Álvaro Uribe, anunció que los parlamentarios de su partido rechazarán dicho incremento.

“Los 51 congresistas del Centro Democrático no recibirán el aumento de remuneración. Entre todos tomarán la decisión de rechazarlo o de destinarlo a una tarea social. El partido insistirá en la disminución del número de congresistas y del salario”, indicó el expresidente.

Uribe aprovechó la oportunidad para ratificar que considera importante hacer un referendo que, no solo reduzca el salario de los parlamentarios, sino que modifique la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), para que no estén en el Congreso miembros de las Farc y para que las Fuerzas Armadas no sean juzgadas por esta jurisdicción.

El incremento es “inconveniente”

El Partido de la U aseguró que donará este porcentaje a proyectos sociales. “La U considera inconveniente el decreto firmado por el Gobierno en el que le otorga el alza del 5.2% al sueldo de los congresistas teniendo en cuenta las múltiples metas sociales que aún faltan por concretar y otras por comenzar”.

La bancada destinará este incremento a proyectos sociales, como el propuesto  en el proyecto de Ley Ingreso Mujer, que busca un reconocimiento especial para las mujeres que se dedican al cuidado, argumentando que  representan 88% de quienes se dedican a este oficio. 

El partido señaló que esto les permitiría tener un incentivo acorde a su labor.

El aumento del salario de los congresistas ha traído nuevamente al debate público la necesidad de bajarles los sueldos a los senadores y representantes, debido a que se considera que su remuneración no es proporcional al trabajo y profundiza la brecha de la desigualdad en el país.

Sin embargo, a las habituales críticas se le sumó el hecho de que desde el Gobierno se haya propuesto el 2 % de aumento del salario mínimo, mientras a los congresistas se les incrementó el 5,12 % en medio de la pandemia de COVID-19.

El Gobierno recordó que este aumento salarial corresponde a la vigencia 2020, que por la Constitución debe decretarse antes de que finalice el año.

Image
Colprensa
Colprensa