Escuchar este artículo

Genética evolutiva, una ciencia a la vez prehistórica y contemporánea

El investigador sueco Svante Pääbo ha sido distinguido con el Premio Nobel de Medicina o Fisiología 2022 por sus descubrimientos sobre "los genomas de homínidos extintos y la evolución humana".

El Premio Nobel de Medicina coronó el lunes al pionero de la paleogenética, el sueco Svante Pääbo, por la secuenciación completa del genoma de los neandertales y la fundación de esta disciplina que analiza el ADN de tiempos remotos para descifrar los genes humanos.

"Al revelar las diferencias genéticas que distinguen a todos los seres humanos vivos de los homínidos desaparecidos, sus descubrimientos han dado la base a la exploración de lo que hace de nosotros, humanos, seres únicos", dijo el jurado del Nobel.

Gracias a la secuenciación de un hueso hallado en Siberia en 2008, pudo revelar la existencia de otro hominino diferente y desconocido hasta entonces, el hombre de Denisova, que vivía en la actual Rusia y en Asia.


Lea: Premio Nobel de Medicina al sueco Svante Pääbo por sus hallazgos sobre el genoma humano


De 67 años e instalado en Alemania desde hace décadas, Pääbo descubrió en 2009 que un 2% de genes había pasado de estos homininos hoy desaparecidos al Homo sapiens.

Este flujo antiguo de genes hacia el hombre actual tiene un impacto fisiológico, por ejemplo, en la forma en que el sistema inmunitario reacciona a las infecciones.

Sus trabajos habían demostrado recientemente que los enfermos de covid-19 con un segmento de ADN de Neandertal --sobre todo en Europa y en el sur de Asia-- herencia de un cruce con el genoma humano hace unos 60.000 años, tienen más riesgo de padecer complicaciones graves de la enfermedad.

"Las diferencias genéticas entre el Homo sapiens y nuestros parientes más cercanos desaparecidos no se conocían hasta que fueron identificadas gracias a los trabajos de Pääbo", añadió el comité Nobel en su decisión.

Svante Pääbo, premio Nobel de Medicina

 

ADN deteriorado 

El investigador sueco logró superar las dificultades de estudiar un ADN muy deteriorado por el tiempo, ya que tras miles de años, sólo quedan restos, altamente contaminados por bacterias o rastros humanos.

En una entrevista en la Fundación Nobel, el paleogenético contó que estaba "tomando su último sorbo de té" cuando recibió una llamada de Estocolmo.


Conozca: América Latina concentra la mayoría de ambientalistas asesinados en 2021


"Realmente no pensé que [mis descubrimientos] me harían merecedor de un Premio Nobel", afirmó.

El hombre de Neandertal cohabitó un tiempo con el hombre moderno en Europa, antes de desaparecer totalmente hace unos 30.000 años.

Pääbo, oriundo de Estocolmo, recibió en 2018 en España el premio Princesa de Asturias de Investigación Científica y Técnica.

"Vive en Leipzig (Alemania), entonces fue fácil ponerse en contacto con él, no dormía", explicó Thomas Perlmann, secretario del comité Nobel.

El Instituto Max-Planck se congratuló del galardón y alabó un trabajo "que ha revolucionado nuestra comprensión del desarrollo histórico de los humanos modernos".

El premio se acompaña de una recompensa de 10 millones de coronas (unos 900.000 dólares).

El padre del galardonado, Sune Bergström, ya había recibido el Nobel de Medicina en 1982 por sus hallazgos sobre las hormonas. Svante Pääbo lleva el apellido de su madre, la química estonia Karin Pääbo.

Al Nobel de Medicina, le seguirán el de Física el martes, Química el miércoles y, los más esperados, de Literatura el jueves y de la Paz el viernes (en Oslo).

El Nobel de Economía, de creación más reciente, cierra la temporada de 2022 el lunes próximo.


Entérese: La vida decadente del oso polar, lejos del suelo Ártico


Con este 113º Nobel de Medicina, son 226 individuos los que han logrado el galardón desde su creación, entre ellos 12 mujeres. Ninguna organización ha sido recompensada, ya que está prohibido en el reglamento del Instituto Karolinska que otorga los premios. 

 

Dominación masculina 

Svante Pääbo, premio Nobel de Medicina

El año pasado, el galardón recayó en los estadounidenses Ardem Patapoutian y David Julius por sus descubrimientos sobre la manera en que el sistema nervioso transmite la temperatura y el tacto.

Investigadores estadounidenses o instalados en Estados Unidos, de sexo masculino, dominan ampliamente los Nobel científicos de las últimas décadas, pese a los esfuerzos de los jurados para consagrar a más mujeres.

Para el Nobel de Literatura el jueves, los críticos interrogados por AFP se inclinan por un nombre más conocido, tras dos galardonados más discretos, la poetisa estadounidense Louise Glück en 2020 y el novelista británico de origen tanzano Abdulrazak Gurnah el año pasado.

Pero será el premio de la Paz el que tendrá más impacto este año.

¿Tras haber galardonado a dos periodistas, el ruso Dmitri Muratov y la filipina Maria Ressa, el comité noruego dará un premio anti-Putin tras la invasión de Ucrania?


Contenido Premium: Si no luchamos por la Amazonía, "nadie dice nada", clama líder indígena


Nunca desde la Segunda Guerra Mundial, un conflicto interestatal había ocurrido tan cerca de Oslo.

La Corte Penal Internacional (CPI), encargada de investigar los crímenes de guerra en Ucrania, así como la Corte Internacional de Justicia, también con sede en Países Bajos, suenan entre las candidatas. También el opositor ruso preso Alexéi Navalni o la opositora bielorrusa Svetlana Tijanóvskaya.

 

La paleogenética

Uno de los grandes descubrimientos de Pääbo fue averiguar que compartimos cerca del 2% de nuestros genes con el hombre de Neandertal.

"Darle un premio Nobel de Medicina está totalmente justificado" explicó a AFP la paleogenetista Eva-Maria Geigl. 

"No hay que olvidar que el objetivo de la medicina es mantener en buen estado de salud a los seres humanos, y que para ello hay comprender su biología", añade esta experta.

Pääbo y un equipo de investigadores anunciaron en 2020 la presencia de una porción particular de ADN, heredada del hombre de Neandertal, entre los enfermos más graves de covid-19.

Esos resultados eran muy importantes, ya que podrían explicar por ejemplo porqué la pandemia causó tantas víctimas en la parte sur de Asia, donde esa porción de ADN está muy presente en las poblaciones locales.

El covid-19 "es tan solo un pequeño subtema secundario" en las investigaciones de Pääbo, explica Geigl.


Lea también: Los drones en EE. UU. funcionan como vehículo de entrega


Svante Pääbo, premio Nobel de Medicina
 
Enlaces entre pasado y presente 

Este caso es tan solo una pequeña ilustración del estatus particular de la paleogenética, que no tiene ningún equivalente entre las disciplinas científicas por la manera cómo enlaza el pasado lejano con las grandes cuestiones contemporáneas.

"Se puede comprender, por ejemplo, qué genes permitieron en el pasado adaptarse y porqué son en consecuencia importantes para nuestra salud actual", indicó a AFP Evelyne Heyer, profesora de antropología genética del Museo Nacional de Historia Natural francés.

Un ejemplo de campo que puede beneficiarse de esas investigaciones es la lucha contra la diabetes.

La paleontología nació hace unos 30 años, y a principios de los años 2000 sufrió un rudo golpe.

Numerosas publicaciones en torno a esa nueva disciplina tuvieron que ser retiradas ya que ADN contemporáneo había sido mezclado con los pequeños rastros que habían podido ser hallados entre humanos prehistóricos.

Ese percance obligó a Pääbo y a otros investigadores a elaborar técnicas de trabajo más seguras y avanzadas.

Los paleogenetistas superaron ese bache y ahora pueden reivindicar un corpus de publicaciones considerable sobre la reciente evolución de la humanidad y, más allá de las cuestiones médicas, aportar elementos de reflexión sobre los grandes desafíos sociales como la migración.

"Tenemos miles de genomas antiguos ya publicados, no solamente de neandertales sino de humanos más recientes", explica Heyer. "Permiten demostrar que todos tenemos ancestros migrantes, y que somos un mosaico. Es fundamental como visión de nuestra especie".

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
AFP
AFP
Martes, 4 de Octubre de 2022

EXCLUSIVO PARA
NUESTROS SUSCRIPTORES

Patrocinado por:
Logo Empresas
Temas del dia Foros La Opinión