Especial | Con aplicativos digitales generan valor a los datos - III Parte

Jueves, 10 de Junio de 2021
Tras varios intentos en diversos sectores dos hermanos hallaron su nicho en las app para potenciar a pequeños y medianos negocios cucuteños y de otras ciudades del país.

Los hermanos Camilo y Ender Puello, abogado e ingeniero de sistemas egresados de las universidades Libre y UFPS, respectivamente, debieron probar varias opciones antes de llegar a la elaboración de aplicaciones para pequeños y medianos negocios, con las que enseñan a generar ganancias en los procesos que se obtienen en los niveles de ventas.

Incentivados por lo éxito y fracasos de familiares y amigos, los hermanos comenzaron, en el año 2011, con una plataforma de medios digitales en el que ofrecían a los interesados la posibilidad de crear periódicos digitales. La idea no prosperó y luego intentaron con un software de modelo de eventos que tampoco fue sostenible económicamente.

Luego, cambiaron hacia una aplicación de gestión jurídica de abogados para que les manejaran sus negocios, contratos, procesos judiciales, liquidación de honorarios y allí comenzamos a tener éxito y fue el principio del crecimiento de los inquietos hermanos.

Pero no conformes con su logro, los Puello crearon una aplicación donde las inmobiliarias pudieran manejar sus procesos internos de negocios, administración, finanzas y estados del inmueble, pero la app fracasó.

"Tuvimos que virar y crear otra aplicación para los pequeños negocios que le da sus herramientas básicas para manejar inventarios, finanzas y vender y cobrar por internet para mantenerlos activos en pandemia", cuenta Camilo Puello, quien cuenta con una maestría en derecho de nuevas tecnologías en informática y telecomunicaciones.

La empresa busca que las pequeñas organizaciones sean más productivas y busquen oportunidades sacando el máximo provecho de la información que manejan en el aplicativo.
 

Image
Camilo Puello, líder de Pempo./Foto: cortesía

"Somos personas empoderando a otras personas, lo que vendemos son aplicaciones para que los pequeños negocios puedan sacarle valor a los datos que se generan en sus procesos de ventas, de atención al cliente, sus temas financieros contables o de producción, atendemos empresas de confecciones, calzado, restaurantes, actividades jurídicas, actividades de consultoría, del sector eléctrico, entidades del sector público como gobernaciones, alcaldías, tiendas de barrio, supermercados, peluquerías, panaderías, empresas de domicilios, almacenes de ropa y calzado", agrega Puello.

A manera de apoyo para el sector público el emprendimiento desarrolló gratis, para la Alcaldía de Cúcuta, un aplicativo para la consulta del subsidio del adulto mayor para que los beneficiados no tengan que aglomerarse en las oficinas de Bienestar Social y hagan sus consultas online.  

En la actualidad, la empresa, con 30 empleados, trabaja con 350 empresas de Manizales, Medellín, Sincelejo, Cali, Bogotá, Bucaramanga y Cúcuta. Operativamente tenían oficina en Cúcuta, pero por pandemia están en teletrabajo.  

"A futuro queremos que Cúcuta se posicione como una ciudad centro de las tecnologías de la cuarta revolución industrial o de internet de las cosas para que generemos un impacto positivo social en la región, apoyar a que muchas personas transiten hacia el estudio de carreras técnicas o tecnológicas para que puedan aprovechar la nueva ola que se viene y se queden en el departamento y podamos aprovechar ese talento", concluyó Puello.

Pempo ha recibido ofertas de inversión para llegar a tener un valor cercano a una empresa como rappi. "Queremos llegar al mercado de Centroamérica, vamos a explorar algunas posibilidades el próximo año, vamos a crecer en personal al doble o triple en menos de un año", vaticinó Camilo Puello. 

*Espere mañana la historia del emprendimiento que ofrece exitosas plataformas virtuales a los sectores de educación y salud y el proyecto de varios desarrolladores que trabajan en una 'startup' con la que pretenden revolucionar el servicio domiciliario en el área metropolitana de Bucaramanga.

Image
La opinión
La Opinión