Escuchar este artículo

¿Sabe qué clase de aire se respira en Cúcuta?

Miércoles, 5 de Mayo de 2021
Los expertos advierten que aunque históricamente Cúcuta ha tenido un aire bueno, lo ocurrido el 1 de abril de 2020, cuando se respiró aire dañino en la ciudad, puede volverse a repetir. Corponor tiene en marcha un plan para mejorarlo.
Image
Estaciones de monitoreo del aire en Cúcuta

El 1 de abril de 2020, los cucuteños respiraron el peor aire de sus vidas.

Podría decirse sin temor a equivocaciones que la historia del aire de la capital nortesantandereana se partió en dos ese día, justo también en el albor de la pandemia del coronavirus, lo que agravaba la situación.

Cuatro décadas atrás, la calidad del aire se debatió entre buena y aceptable (colores verde y amarillo), pero jamás el indicador se había puesto color naranja, que en el índice de la calidad del aire significa dañino para la salud en poblaciones vulnerables como niños y adultos mayores (ver recuadro impacto de la contaminación en la salud).

El aire se había empezado a enrarecer dos semanas antes  y así permaneció durante todo el mes de abril, en un racha de contaminación jamás vista y respirada por los habitantes de Cúcuta, producto de incendios forestales, quema de basura, emisiones de humo de industrias locales, y las del parque automotor de servicio público colectivo, según las hipótesis que manejaron los expertos de la Corporación Autónoma Regional de la Frontera Nororiental (Corponor), Ministerio del Medio Ambiente y el mismo Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam).

La tarea para establecer con certeza las causas habría de complicarse porque en la ciudad la autoridad ambiental cuenta con un sistema de medición y vigilancia de la calidad del aire discreto.

Se cuenta con tres estaciones (ver infografía), que no miden en tiempo real la calidad el aire. Por ejemplo, lo que pasó el 1 de abril de 2020 se vino a conocer dos días después que se hicieron las valoraciones de estos equipos, dijo Jorge Enrique Arenas, subdirector de Medición y Análisis Ambiental de Corponor.

Históricamente, Cúcuta no ha tenido aire malo, como ocurre en las grandes capitales del país, sin embargo, lo ocurrido el 1 de abril, cuando el índice de contaminación llegó a 250 microgramos por metro cúbico, es decir, dañino a la salud, puede volver a repetirse, advierte Arenas.

El cambio climático y la afectación derivada de la explotación de los recursos naturales trajeron como consecuencia un desastre que cada día va creciendo, agrega el experto.
La amenaza está latente y ello por las situaciones antrópicas que persisten en la frontera (incendios forestales, parque automotor obsoleto, generación de material contaminante por parte de la industria con permiso de emisiones, como la de arcilla, coque, lavanderías y las ladrilleras.

Resulta que hay no menos  de 3.000 hornos a menos de 10 kilómetros del casco urbano de Cúcuta emitiendo humo permanente a la atmosfera, revela Arenas.

Sin embargo, de todas las hipótesis que se valoraron por lo ocurrido el 1 de abril, los incendios forestales, en especial los generados en Venezuela, serían los directos responsables de la alta contaminación producida sobre Cúcuta. Parte de estas partículas originadas por las quemas en los rellenos sanitarios del vertedero de Ureña, Táchira.

El no tener herramientas para medir en tiempo real la calidad del aire en Cúcuta, condujo a la autoridad ambiental a solicitar apoyo al ministerio de Medio Ambiente y al Ideam, que en abril de 2020 anunciaron la puesta en marcha del Plan de Prevención, Reducción y Control de la Contaminación del Aire para Cúcuta-Región con el apoyo de Corponor,  Alcaldía de Cúcuta, Gobernación de Norte de Santander y la cooperación internacional entregada por la Embajada de Suiza en Colombia, el cual avanza en su etapa final.

Image
Gregorio Angarita Lamk, gerente general de Corponor/Foto Archivo

Así se controlará la calidad del aire que respiran los cucuteños

El gerente general de la Corporación Autónoma Regional para la Frontera Nororiental (Corponor) Gregorio Angarita Lamk explica cómo se harán los estudios financiados por Suiza para determinar un diagnóstico y un plan para la medición de la calidad del aire que respiran los cucuteños.

¿En qué términos avanza el convenio suscrito con cooperación del Gobierno de Suiza para el “Plan de Prevención, Reducción y Control de la Contaminación del Aire para
Cúcuta-Región”?

Se trata del resultado de la gestión ante el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible (MADS) quien logró ante el Gobierno Suizo, cooperación internacional por
medio de la contratación de una consultoría de expertos en la temática. Parte del grupo está compuesto por dos doctores en Ingeniería Química que basaron sus tesis doctorales en el tema Calidad del Aire.

Los trabajos iniciaron el 5 de octubre de 2020 y sus objetivos principales son:

a. Realizar un diagnóstico de la problemática de calidad del aire y rediseño del Sistema de Vigilancia de la Calidad del Aire.

b. Determinar de manera aproximada la cantidad y el tipo de gases que se generan por la actividad industrial y por la que generan los diferentes tipos de vehículos que transitan en la ciudad.

c. Elaboración del Plan de Contingencia para la Atención de Estados Excepcionales de Contaminación.

d. Monitorear por espacio de veinte (20) días la calidad del aire por medio de un equipo para medición de material particulado PM10 y PM2.5, durante los diez (10) últimos días del mes de marzo y los primeros diez (10) días del mes de abril de 2021.

 ¿Cuándo estará listo este plan y qué se busca con él?

El Plan de Contingencia es un documento que se articula con las inversiones que deben
realizarse para optimizar el Sistema de Vigilancia de la Calidad del Aire de Cúcuta, el cual avanza dentro de un plazo que permitirá evaluar la información obtenida en las
diferentes fuentes de información. Es decir, que el Plan propiamente dicho, contiene las recomendaciones para la atención de situaciones que sean acusadas por los equipos que miden la concentración de material particulado, en el cual se deben involucrar actores que representan varias dependencias de los gobiernos departamental y municipal. Su entrega se realizará con base en criterios de responsabilidad que a unos u otros les pueda asistir, en una fecha relativamente cercana dados sus importantes avances.

¿Una vez concluya el plan que se adelanta tendremos la oportunidad de conocer la calidad del aire en tiempo real?

La consultoría está inclinada a la parte técnico – científica y conocer la calidad del aire en tiempo real es una nueva y maravillosa noticia para ciudad, toda vez que, previa autorización del Consejo Directivo de la corporación y con recursos propios, permitirá adquirir cuatro (4) equipos con la tecnología más moderna en materia de medición de material particulado PM10 y PM2.5 en tiempo real, puesto será por medio de difracción de luz o Rayos X. Los mismos, tienen el aval del IDEAM en cuanto a sus características se refiere.

Tres de ellos se ubicarán en sitios fijos y uno móvil el cual podremos ubicarlo en sitios considerados como críticos, debido a la presencia de contaminantes en forma de partículas diminutas no perceptibles por el ojo humano. Además, se adquirirán los
elementos necesarios para que la información se pueda revisar en tiempo real y permita ser consultada por los ciudadanos.

Paralelamente, se adquirirán los equipos necesarios para medir los contaminantes criterio establecidos por el IDEAM, tal como lo son: Dióxido de Azufre, Dióxido de
Nitrógeno y Ozono troposférico.

También se adquirirán los equipos necesarios para medir los gases producidos por combustión de gasolina o Diesel. Para el logro del objetivo, tenemos previsto articular esfuerzos con los organismos de tránsito de la jurisdicción, de tal manera que se puedan detectar aquellos vehículos que aun teniendo su certificado de revisión técnico mecánica y de emisión de gases, son los culpables de inmensas columnas de gases letales, causantes de peligrosas enfermedades relacionadas con los sistemas respiratorio y circulatorio.

En la ciudad en solo tres puntos se mide la calidad del aire. ¿Esas estaciones son suficientes o se necesitan más?

Con base en un diseño preliminar realizado por la consultoría, la adquisición y puesta
en marcha de los nuevos equipos, optimizará el actual Sistema de Vigilancia de la Calidad del Aire (SVCA) para la ciudad de Cúcuta y su ubicación obedece a la dirección de los vientos y demás criterios técnicos. Es importante recalcar, el extraordinario apoyo brindado por el Consejo Directivo de la entidad, en especial el señor Gobernador del Departamento, Silvano Serrano, como quiera que son el órgano rector de la corporación.

¿Corponor y el Gobierno departamental han adelantado diálogos con las autoridades ambientales del Táchira (Venezuela) para tener el control de las emisiones de humo por quema de basura que desde territorio venezolano se producen y que han sido causa del deterioro del aire que respiran los cucuteños?

En diferentes oportunidades nos hemos referido a que la calidad del aire de la ciudad de Cúcuta, siempre fue buena, hasta que sucedió el amenazante episodio de contaminación atmosférica en los últimos días del mes de marzo y primeros días del mes de abril del año anterior, producto de quemas en los vertederos del hermano país, reconocidos por ellos mismos, y además, gigantescos incendios forestales cuyas dimensiones generaron el desplazamiento de partículas, que generaron una situación alarmante de contaminación del recurso aire, dada la velocidad y dirección de los vientos.

En cuanto a la posible recurrencia de la situación, recientemente se ha librado una comunicación a la Gobernadora del Estado Táchira, como quiera que es la persona que, a nuestro criterio, puede interlocutar con los funcionarios de su país, cuyas funciones guardan estrecha relación con las nuestras. Dicha comunicación, advierte sobre la posible recurrencia de la situación vivida en nuestra jurisdicción relacionada
con la calidad del aire.

Hay más de 3.000 hornos de la industria de coque y la arcilla contaminando el aire de
Cúcuta, ¿nos puede decir a cuántos de estos agentes contaminantes se les multó durante 2020 y a cuánto ascendieron las multas económicas?

Frente a las sanciones a las empresas, es un procedimiento que deben cumplir los términos relacionados con el debido proceso y el derecho a la defensa, puesto que sería irresponsable de mi parte poner del conocimiento público, actuaciones relacionadas por procesos administrativos sancionatorios que adelanta la Oficina de Control y Vigilancia de la corporación, a empresas que por diferentes causas, son objeto de nuestras decisiones.

¿Qué llamado le hace al alcalde de Cúcuta, Jairo Yáñez, para que se ponga freno a la contaminación del aire que protagoniza el transporte público colectivo de pasajeros con el parque automotor obsoleto?

La obsolescencia del parque automotor, es un tema complejo puesto que se presume que son los mayores contaminantes atmosféricos, dado que sus máquinas cumplieron su vida útil de servicio y los controles de la parte operativa, muchas veces no son las
más eficientes. Sin embargo, con los nuevos equipos a adquirir para medición de los gases por combustión automotor, tengo fe que juntos podremos reducir el número de
fuentes móviles contaminantes, mejorando la calidad del aire que respiramos.

El impacto de la contaminación en la salud

El médico neumólogo e internista, Saúl Carrillo, es claro en señalar que las partículas que se desprenden de la combustión de materiales fósiles, como carbón, petróleo, querosene, diésel y de materiales vivos orgánicos, como la madera, pueden generar contaminación ambiental y dependiendo de la concentración que haya en un ambiente determinado va a condicionar la aparición de diferentes enfermedades pulmonares, principalmente, como rinitis, sinusitis, bronquitis y epoc.

La literatura médica a nivel mundial ha documentado desde hace muchos años que alguno de los agentes causantes de la enfermedad pulmonar obstructiva crónica, y de los agentes que complican la evolución del asma son los contaminantes ambientales.

Todas las emanaciones que se producen a partir de los vehículos de combustión diésel, que no están bien sincronizados, conducen al deterioro de la salud de toda la comunidad en todas las etapas de la vida.

Eso complica la vida del recién nacido, la salud y la vida de los infantes y de los adultos mayores y, por supuesto, de aquellas personas que tienen una enfermedad prexistente, dígase asma, cardiacos, aquellas que han padecido enfermedades previamente pueden llegar a afrontar el deterioro de su salud, dice Carrillo.

Para este experto la contaminación ambiental es un problema que se debe controlar, vigilar y que se debe garantizar para que la salud pública pueda evolucionar de una mejor manera. 

Hizo un llamado vehemente a las autoridades para que extreme los controles y ejerza mayor vigilancia de  los niveles de contaminación, las emisiones de las diferentes empresas, del parque automotor en general. 

Image
La opinión
La Opinión