Escuchar este artículo

Facilidades para estudiantes venezolanos en Norte de Santander

Martes, 30 de Agosto de 2016
Tras la reapertura de la frontera, las autoridades educativas han registrado la llegada de al menos un centenar de jóvenes.

Las autoridades educativas ordenaron a los colegios realizar un censo para determinar exactamente cuantos estudiantes venezolanos (sin ningún tipo de documento) hay en instituciones educativas de la ciudad. 

Tras la reapertura de la frontera entre Colombia y Venezuela, las autoridades educativas han registrado la llegada de al menos un centenar de niños y adolescentes venezolanos que desean continuar con sus estudios en los niveles de básica primaria, básica secundaria y media académica en Norte de Santander. 

En la mayoría de los casos los menores no cuentan con visa estudiantil, ni con el certificado de aprobación de notas de los grados cursados debidamente apostillado por el Gobierno venezolano, requisitos indispensables para acceder al sistema educativo nacional. 

Ante esta situación, funcionarios del ministerio de Educación, y las secretarías de Educación de Norte de Santander y Cúcuta sostuvieron una reunión con representantes de la Cancillería, Migración Colombia, Policía Nacional y el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar. 

En el encuentro las autoridades elaboraron un documento en el que se condensaron las que podrían ser las posibles propuestas al Gobierno Nacional para garantizar el derecho a la educación a los menores venezolanos. 

Una de ellas es solicitar al Gobierno venezolano que el trámite de apostilla o legalización de documentos, se pueda realizar a través de los consulados de Venezuela en Colombia. 

A su vez, que el ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia dé claridad de la ruta para el requerimiento o refrendación de la visa estudiantil y la exoneración de los costos de la diligencia. 

Otra iniciativa es la emisión de un acto administrativo por parte de Migración Colombia, con el que no se sancione hasta el 30 de junio de 2017 a los rectores de las instituciones de la región por recibir a estudiantes extranjeros sin la documentación que autoriza el ingreso y permanencia en el país. 

Sumado a la creación de un permiso por el año lectivo (hasta el 4 de diciembre de 2016, y del 15 de enero al 30 de junio de 2017) se busca la autorización a los alumnos de padres venezolanos que ya están matriculados para permanecer en Colombia, mientras llevan a cabo el proceso de expedición de la visa. 

Finalmente, se solicita la mediación de la Cancillería ante el ministerio de Educación de Venezuela para que éste entregue los certificados de estudio y títulos obtenidos por estudiantes colombianos en la nación vecina.  

Estas iniciativas serán expuestas ante el Gobierno nacional y beneficiarán a todos los puntos fronterizos .

La Opinión