Escuchar este artículo

Paulino Coronado reconocerá otra vez su responsabilidad en los ‘falsos positivos’ del Catatumbo

Viernes, 1 de Julio de 2022
Hace un tiempo se ofreció a contribuir al esclarecimiento de los hechos que llevaron al homicidio de 55 personas en el Catatumbo. 

La Sala de Reconocimiento de la JEP convocó al general (r) Paulino Coronado para que explique unos puntos que no fueron incluidos en la audiencia de reconocimiento que se desarrolló hace un tiempo en Ocaña, Norte de Santander. 

“En nombre del Ejército que yo comandé reconozco la responsabilidad imputada por la JEP como máximo responsable de la Brigada 30 de ser autor a título de comisión por omisión por crímenes de guerra y de lesa humanidad”, indicó Coronado hace un tiempo. 


Lea además: Comisión de la Verdad presenta su Informe Final


También entregó un documento de diez páginas ampliando su testimonio sobre su desempeño como comandante y denuncias de falsos positivos. 

En 2021, la JEP  imputó a 25 miembros del Ejército y un tercero civil los delitos de homicidio en persona protegida y desaparición forzada, en el marco del Caso 03, el de falsos positivos.

 En ese contexto y seis meses después, Coronado pidió perdón y se ofreció a contribuir al esclarecimiento de los hechos que llevaron al homicidio de 55 personas inocentes en el Catatumbo. 


Conozca: Renuncia la mano derecha del alcalde de La Playa de Belén


La vida de Coronado 

Nació el 13 de febrero de 1957 en Bucaramanga, Santander, e ingresó a la Escuela de Formación de Oficiales en 1975. Allí obtuvo su ascenso al grado de Subteniente a finales de 1977. Después ascendió continuamente, hasta recibir el grado de Coronel en diciembre de 2000.

Entre los cargos que desempeñó, se cuenta la comandancia de la Fuerza de Tarea del Chocó, comando primera división; la dirección de Operaciones Psicológicas del Ejército, además de haber sido oficial de la Comisión Diplomática en La Habana, Cuba, y haber ocupado otros altos cargos.

Posteriormente, entre 2006 y 2008, fue comandante de la Brigada 30, que operaba en Norte de Santander, en donde ocurrieron las ejecuciones extrajudiciales que en un principio negó, pero que después de 13 años, admitió.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion 

Image
Colprensa
Colprensa

EXCLUSIVO PARA
NUESTROS SUSCRIPTORES

Patrocinado por:
Logo Empresas
Patrocinado por La OpiTienda