Poblaciones indígenas del Catatumbo, sin COVID-19

Sábado, 27 de Febrero de 2021
En la vereda Caño Tomás, comprensión rural de Teorama, hicieron una brigada de salud durante la puesta en marcha del puesto de atención integral.

Tras una travesía de aproximadamente 15 horas por tierra, médicos y enfermeras ejecutaron una brigada de salud durante el proceso de entrega del Punto de Atención Integral en la vereda Caño Tomás, jurisdicción del corregimiento de Fronteras, comprensión rural de Teorama.

El alcalde, Robinson Salazar Benítez, destacó que en los resguardos indígenas no se ha reportado contagios por coronavirus, debido a los controles adelantados con el ingreso a las personas y las costumbres ancestrales de utilizar plantas medicinales.

El enlace de la población barí, Juan Titira Aserndora Agbugdarara, resaltó la presencia del personal de la salud y aseguró que a pesar de las dificultades, los puntos de control han sido efectivos, acompañados de la sabiduría popular con el uso de las tradicionales hierbas.

 “Nuestros antepasados, con el amparo del dios espiritual Sabaseba, transmiten los poderes curativos a través de las plantas sagradas como el caraño, que sirve de antibiótico para desinfectar el organismo y aumentar las defensas. Asimismo, la concha del perillo para el sistema nervioso y la circulación; la limonaria y la moringa combinados con el tabaco para controlar los virus”, recalcó.

Es categórico al afirmar que en la selva se encuentra la medicina alternativa para combatir distintas enfermedades. Por ser zona tropical predominan otras afecciones como el paludismo, chagas, malaria y tuberculosis donde los organismos de salud son escasos debido a las distancias y las pésimas condiciones de las vías terciarias.

“Es muy lejos ir a los puestos de salud de Teorama o Tibú, entonces echamos mano de los métodos naturales. Necesitamos planes de intervención eficaces, las madres gestantes y los niños no son vacunados a manera de prevención. No nos dejen solos, que las campañas lleguen hasta los territorios apartados de las comunidades Shubacbarina, Sacacdú, Yera, Acsabarincaira, Ocbabuda, Subrera y Brubucarina”, agregó.

Histórica y culturalmente han estado confinados y solicitan la atención integral en materia de salud con la presencia permanente de médicos para superar las dificultades.

Lamentaron también la muerte en la Sierra Nevada de Santa Marta del defensor de la ONIC, Luis Alfredo Arias, debido a la COVID-19.

Los indígenas barí esperan que la Agencia Nacional de Tierra aplique la disposición T-052 de 2017 de la Corte Constitucional para la protección de los resguardos y se desarrollen programas alternativos agropecuarios y mejorar las condiciones de vida.

 Por su parte, Aschayra Arabadora Acrora, de la comunidad de Brubucarina, resaltó la puesta en marcha del dispensario en esa zona.

La presidente de la Junta de Acción Comunal de vereda Caño Tomás, Nubia Sarmiento, calificó como un gran avance la adecuación y dotación del puesto integral en esa apartada región.

El mandatario de Teorama, Salazar Benítez, explicó que se invirtieron 400 millones de pesos en la tarea donde la agencia Internacional Colombia Transforma entrega material; la Alcaldía, la asesoría de los expertos en la construcción y la comunidad la mano de obra no calificada.

Image
La opinión
La Opinión