Escuchar este artículo

Tibú: sin puentes, sin vía, y ahora sin tubos

Martes, 2 de Mayo de 2017
Aseguran que cada vez que se desprenden, ocurre el extravío de los tubos que hacen de piso.

A la conocida fragilidad de los pontones en el corredor vial Astilleros-Tibú se suma el extravío de los tubos que hacen de piso, cada vez que se desprenden.

Según denunció el secretario de Infraestructura del departamento, Rafael Ramírez, esto incrementa tanto el problema de reparación, como los costos.

“Antes, se movilizaban Ecopetrol, la Alcaldía, o la Gobernación para soldar”, afirmó. “Ahora, si se sueltan los tubos, sin saber cómo ni cuándo, nos encontramos con que se los roban”.

Afirmó que el recurrente hecho se repitió este fin de semana en el sector La Florida (Tibú), aunque allí se logró solucionar el problema.

Explicó que para dar transitabilidad se pidió a la secretaría de Infraestructura del municipio que asumiera la soldadura de los tubos mientras se hacía efectivo un convenio con Ecopetrol, en el cual la petrolera suministra los tubos.

Sin embargo, para los transportadores la respuesta no es satisfactoria, y lo que se requiere es una solución definitiva, debido a que solo ayer unos 200 vehículos quedaron atascados en un trancón que se resolvió a las 10:30 de la noche, luego de siete horas de espera.

El puente tenía ocho días de estar colapsado y no hubo solución previa, como se requería, afirmaron los conductores.

Ante esto, Ramírez anunció una reunión tripartita entre las entidades responsables del mantenimiento de la vía, en aras de tener un diagnóstico general que premita hacer el mantenimiento constante sobre los pontones.

Según datos de la secretaría, el arreglo de cada pontón cuesta entre 30 y 40 millones de pesos.

“Actualmente no solo se tiene la afectación de los tubos, sino también de las vigas pero hay un proceso licitatorio por 150 millones de pesos para hacer arreglos sobre la totalidad de la vía”, puntualizó Ramírez.

Image
La opinión
La Opinión