Escuchar este artículo

Así se puede 'vacunar' contra la desinformación

Lunes, 8 de Noviembre de 2021
Existen varios mitos e imaginarios erráticos en torno a las vacunas contra la COVID-19.

Como es sabido, el fenómeno de la desinformación, popularmente conocido como ‘fake news’, es relativamente contemporáneo y se ha agudizado desde el inicio de la era digital o de la información. Basta con hacer scroll en el Smartphone, mientras se revisan las redes sociales, para estar expuesto a data que genera cercanía, captura el interés y luego de ser consumida en su totalidad, se asume como cierta y detona reacciones y comportamientos.

Lea también: Pfizer anunció que su píldora anticovid baja un 89% el riesgo de hospitalización o muerte

Si a esto se le suma el bien conocido impacto multifactorial de la pandemia de la COVID-19, el cual todavía afecta al planeta en todas las latitudes y desde los niveles locales, regionales y globales, fácilmente a la ecuación de la desinformación, con todas sus implicaciones, se añade un riesgo latente y es: Ahora la vida también está en peligro. 

Según la plataforma del Observatorio Infodemics COVID-19, difundida por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y que mide el Índice de Riesgo de Infodemia (sinónimo de fake news), a cierre de septiembre de 2021, Colombia tuvo un riesgo bajo-moderado a la luz del Índice de Falta de Fiabilidad de Noticias. 

De igual forma, al cierre de 2020, estableció que los países LAC (Latinoamérica y del Caribe por sus siglas en inglés) no sólo han sido de los más afectados en el mundo por cuenta de la coyuntura sanitaria, sino que también han vivido más intensamente el fenómeno de la desinformación o infomedia relativa a las vacunas y los planes de vacunación liderados por los Gobiernos. En promedio, solo el 59% de las noticias en los países de esta región se consideran confiables. 

Lea también: Mujeres, las que más compran juguetes sexuales

De hecho, esta problemática se convierte, a su vez, en la fuente que alimenta los imaginarios erráticos, que hoy por hoy, impiden el avance del plan de inmunización global y que van desde la negación de la necesidad de vacunarse, corrupción en su producción, teorías de conspiración religiosa y política, hasta vulneración de derechos humanos (libertad) por cuenta de que los gobiernos exhorten a los ciudadanos a aplicarse los biológicos. 

Ante este panorama, múltiples voces se han unido con el fin de mitigar el avance de la infomedia, entre ellos sector público y privado, ONGs, líderes sociales, asociaciones de diversa naturaleza, expertos, entre otros, destacando la importancia de ser consciente al momento de consumir la información, profundizando en los validadores que respaldan la data, contrastando con otras fuentes, ya sean online u offline, y analizando a dicha fuente en perspectiva global, es decir su reputación, que tipo de interacciones tiene con las audiencias, por mencionar algunos.

Para AstraZeneca Colombia, desde el frente farmacéutico, es vital que los colombianos contrasten la información que consumen con fuentes oficiales y, por esa razón, ratifica su compromiso de proveer la mayor cantidad de información veraz y oportuna ante las autoridades oficiales para que las personas se informen de primera mano.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
La opinión
La Opinión

Exclusivo para nuestros suscriptores

Patrocinado por:
Empresas