Escuchar este artículo

G7 pide "medidas urgentes" frente a variante ómicron

Martes, 30 de Noviembre de 2021
Bloque de 7 países cree que variante de la COVID-19 tiene "un riesgo muy elevado".

La nueva variante ómicron del coronavirus presenta "un riesgo muy elevado" para el mundo, advirtió la Organización Mundial de la Salud (OMS), paralelamente al aumento del número de países donde ha sido detectada, una situación por la que el G7 pidió "medidas urgentes".

Le aquí: Europa aprueba vacuna Pfizer para niños entre 5 y 11 años

En una reunión convocada de urgencia por el Reino Unido, que ostenta la presidencia temporal del G7, los ministros de Sanidad de Estados Unidos, Canadá, Alemania, Francia, Italia, Japón y Reino Unido reconocieron la importancia de garantizar el acceso a las vacunas. 

Para ello, subrayaron la necesidad de "preparar" a los países para recibir las dosis, proporcionando "asistencia operativa, cumpliendo nuestros compromisos de donación, abordando la desinformación sobre las vacunas y apoyando la investigación y el desarrollo".

En un comunicado conjunto difundido después de la reunión, los ministros elogiaron el hecho de que Sudáfrica detectara la nueva variante y alertara a los demás.  

Lea aquí:  Temen 700 mil muertos por la pandemia en Europa

Poco antes de la reunión, la OMS advirtió de que la nueva variante suponía un "riesgo muy elevado" para el mundo. 

Sin embargo, advirtió también de que las incógnitas seguían siendo numerosas, sobre todo en cuanto a la letalidad, la gravedad de los síntomas o el nivel de protección de las vacunas. 

"Hasta el momento, no se ha registrado ninguna muerte asociada a la variante ómicron", tranquilizó la organización.

La Asamblea mundial de la salud, órgano de decisión supremo de la OMS, está reunida desde el domingo y hasta el martes. Sus miembros acordaron lanzar negociaciones para crear un instrumento internacional para prevenir y combatir mejor las futuras pandemias. 


 

Image
Un médico recolecta una muestra de hisopo de un niño en un sitio de pruebas de conducción de Covid-19 en Jerusalén,/AFP

 

Sudáfrica "castigada" 

 

Ómicron fue identificada por primera vez la semana pasada en Sudáfrica.

Le puede interesar:  La resistencia a los antibióticos, un peligro mundial

Ese contabilizó estas últimas semanas un rápido aumento de los contagios: el domingo hubo 2.800  casos, frente a los 500 de la semana anterior. Cerca de tres cuartas partes de los contagios señalados recientemente se deben a esta nueva variante. 

El anuncio de la detección de ómicron sembró el pánico y muy rápidamente muchos países, entre ellos Estados Unidos, Indonesia, Arabia Saudita y Reino Unido, impusieron restricciones a los visitantes procedentes de la región austral de África.

Lea además: ¿La COVID persistente está sobre todo en la cabeza?

Estas medidas fueron consideradas un "castigo" por los responsables sudafricanos. 

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, dijo que estaba "muy preocupado" por el aislamiento de esta zona de África y subrayó que no se podía "responsabilizar al pueblo africano del nivel inmoralmente bajo de las vacunas disponibles" en el continente. 

Algunos países dieron marcha atrás en las flexibilizaciones de viajes de los últimos meses: fue el caso de Japón, que anunció el cierre de fronteras a la entrada de visitantes o Israel,  con un caso ya confirmado, que prohibió la entrada de extranjeros.

Y en Australia, el gobierno suspendió sus planes de reabrir sus fronteras a ciertos trabajadores y estudiantes.

En cuanto a Estados Unidos, el presidente Joe Biden dijo que no prevé "en este momento" nuevas restricciones de viaje ante la variante.  

Según el mandatario, la variante "es motivo de preocupación, no de pánico"

Lea aquí: El mar Muerto se encoge y deja enormes cráteres

Estados Unidos prohibió desde este lunes el ingreso de la mayoría de los viajeros de ocho países del sur de África.

Image
Director General de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, dirigiéndose a la sesión especial de la Asamblea Mundial de la Salud en Ginebra./AFP
 
Ómicron se extiende 


Numerosos países han detectado ya casos vinculados a esta variante, desde Reino Unido a Alemania, pasando por España, Canadá, Holanda e Israel. Y la lista no deja de crecer, con infecciones en Portugal, Austria o Escocia, donde seis nuevos casos fueron registrados este lunes.

Lea: Viajeros de África deberán aislarse si tienen síntomas: Duque sobre Ómicron

En Holanda, 14 pasajeros procedentes de Sudáfrica dieron positivo a la nueva variante. En Portugal, también se detectaron casos, con 13 futbolistas de un club local contagiados. Y en España, que ya informó de un primer caso en un hospital de Madrid, la capital. 

Frente a los temores de las autoridades y de la población, los fabricantes de vacuna AstraZeneca, Pfizer/BioNTech, Moderna y Novavax dijeron que confiaban en su capacidad para enfrentar la variante ómicron. 

Y el presidente chino, Xi Jinping, prometió mil millones de dosis de vacuna anticovid para África, en forma de donaciones o apoyo en la producción local.

Rusia, por su parte, aseguró que ya estaba desarrollando una versión de su vacuna Sputnik V contra el covid-19 dirigida específicamente a la variante, en el "caso improbable "de que el suero actual no sea suficiente.

En el Reino Unido, el gobierno anunció que extenderá a todos los mayores de 18 años la administración de una tercera dosis de la vacuna contra el covid-19. 

Puede ser de su interés:  Víctimas de minas piden a la JEP ser tenidas en cuenta

La COVID-19 ya se ha cobrado la vida de casi 5,2 millones de personas en el mundo desde que la enfermedad irrumpió en China en diciembre de 2019, según un balance establecido por AFP. 

 

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
AFP
AFP

Exclusivo para nuestros suscriptores

Patrocinado por:
Empresas

Contenido Patrocinado