Escuchar este artículo

Padre le pegó a su hijo de 9 años porque le dañó el cable del celular

Le había pedido a su hijo que le conectara el celular al toma corriente.

En la mañana del 1 de enero de este año los vecinos del barrio Carlos Meisel de Barranquilla se sorprendieron por el escándalo que un hombre formó porque su hijo de 9 años le había dañado el cable que le servía para cargar el celular.

Cuentan las autoridades, luego de las investigaciones, que este sujeto, de 39 años de edad, le había pedido a su hijo que le conectara el celular al toma corriente, pero al ver que el aparato no había cargado se molestó y empezó a gritarle y, presuntamente, agredir físicamente el niño, hasta el punto que estuvo a punto de ahorcarlo, porque le presionó el cuello, porque creyó que le había dañado el cable.


Lea además: Analizan aumento de pasajes en buses y busetas



Se conoció que el infante había llegado a pasar vacaciones a la capital del Atlántico desde Yopal con su familia paterna. Pero el padre no midió las consecuencias y lo agredió por lo que los familiares procedieron a denunciarlo ante las autoridades. Al menor le dieron 18 días de incapacidad debido a las agresiones físicas que recibió en su cuerpo.

Tras saber que había sido denunciado, el hombre huyó. El juzgado 12 Penal Municipal con Funciones de Control de Garantías de Barranquilla emitió una orden de captura en su contra, por el delito de violencia intrafamiliar agravada.


Le puede interesar: Eln y Gobierno confirman reunión de emergencia en Caracas para atender la “crisis”



Miembros de la Sijín lograron dar con el paradero del sujeto y 11 días después de que ocurrieron los hechos, lo capturaron en el barrio San Felipe de Barranquilla, donde se encontraba huyendo desde el día que agredió a su hijo.

Según las autoridades, este hombre presenta 16 anotaciones judiciales, de las cuales 9 son por violencia intrafamiliar, 2 por daño en bien ajeno, una por tráfico de estupefacientes, una por lesiones personales, una por acceso carnal violento abusivo, una por inasistencia alimentaria y una por secuestro simple.

Tras ser presentado ante las autoridades y habérsele legalizado su captura, en audiencia y ante la contundencia de los argumentos de una fiscal de la Seccional Atlántico, el juez de control de garantías lo cobijó con medida de aseguramiento privativa de la libertad en centro carcelario.

Al presunto agresor le fue endilgado el delito de violencia intrafamiliar agravada, cargo que no aceptó durante las audiencias concentradas.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en  http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
Colprensa
Colprensa
Sábado, 14 de Enero de 2023

EXCLUSIVO PARA
NUESTROS SUSCRIPTORES

Patrocinado por:
Logo Empresas
Temas del dia Foros La Opinión