Escuchar este artículo

1.373 casos de malaria se registraron en Norte de Santander

Jueves, 25 de Abril de 2019
El Catatumbo es le zona más afectada.

Hoy se celebra el Día Mundial de la Malaria y el aumento de la enfermedad se ha propagado. El año pasado se registraron 1.373 casos de malaria en Norte de Santander.

Los municipios del Catatumbo son los más afectados. Tibú es el más vulnerable.

La malaria es una enfermedad que se trasmite por la picadura de un zancudo que previamente adquiere el parasito de una persona enferma.  

“La mortalidad por malaria es del 100 por ciento si no es tratada a tiempo. Si se trata cuando ya se complica, la mortalidad llega al 25 o 30 por ciento, cifra que sigue siendo alta. En Norte de Santander hay un registro, en 2018, de  más de mil casos”, dijo Jairo Figueroa, médico internista del Hospital Universitario Erasmo Meoz.

Para Figueroa, la migración de venezolanos ha contribuido al incremento de esta enfermedad. 

“El año pasado se registraron  aproximadamente 300 pacientes con malaria proveniente de regiones de Venezuela”.

Las personas deben estar pendientes de los síntomas como fiebre y escalofríos, que pueden ser señales de la enfermedad. “La recomendación es acudir al médico para iniciar un tratamiento inmediato”, agregó.

En el mundo

Malaui lanzó este martes la primera prueba a gran escala de la vacuna experimental más avanzada concebida hasta ahora contra la malaria, enfermedad que causa centenares de miles de muertes todos los años en África.

Ésta es resultado de más de treinta años de trabajo y con una inversión de unos mil millones de dólares. La campaña tiene como objetivo confirmar la efectividad de la vacuna en niños menores de 2 años, los más vulnerables al paludismo, el otro nombre con que se conoce esta enfermedad.

Los niños menores de 5 años representan más de dos tercios de estas muertes.

La vacunación comenzó este martes en Malaui y continuará la semana próxima en Ghana y Kenia, los otros dos países piloto del programa. 

La Organización Mundial de la Salud (OMS) aspira a vacunar a 120.000 niños en cada uno de estos tres países, de aquí a 2020. 

Las primeras dosis se administraron en el Centro de Salud de Mitundu, a 45 km al oeste de la capital Lilongwe. "Éste es un nuevo sistema de control y prevención", señaló Michael Kayange, subdirector del ministerio de Salud de Malaui.

Así, este país espera evitar un millón de los seis millones de casos de malaria que se detectan cada año y prevenir las 4.000 muertes que provoca, agregó.

Bautizada "Mosquirix" o RTS,S, esta vacuna fue desarrollada por el gigante farmacéutico GlaxoSmithKline y la oenegé Path, y financiada por la Alianza Mundial para Vacunas (GAVI), el Fondo Mundial de Lucha contra el Sida y el Paludismo y la UNICEF.

Con los ensayos preliminares realizados entre 2009 y 2015 se pudo reducir en 39% el número de episodios de paludismo en los niños de 17 meses a 5 años.

Su eficacia es relativa pero los investigadores y las autoridades sanitarias esperan que, asociada a los medios de prevención como los mosquiteros impregnados de repelente, permitirá reducir significativamente el número de víctimas.

Image
AFP
AFP