Escuchar este artículo

Hombre violó a mujer en Santander y luego le pidió $300 mil por no matarla

Domingo, 22 de Abril de 2018
Un juez de la República dictó medida de aseguramiento intramural contra el responsable del hecho.  

Un caso aberrante, que generó el repudió de la comunidad del municipio de Cimitarra, Santander, parece empezar a ver la luz en materia de justicia.

Ocurrió en octubre del año pasado en inmediaciones del barrio Brisas de Agua Fría, donde una de sus vecinas fue abusada sexualmente y además de ello amenazada de muerte por dos hombres.

Fue una noche en la que todo parecía transcurrir sin contratiempos para Karen (nombre modificado) y un grupo de amigas que departía a sus anchas en un bar del centro del municipio.

Cuando estaba amaneciendo, la mujer decidió tomar camino hacia su casa, por lo cual se despidió de sus amigas y salió sola.

Cuando faltaban algunas cuadras para que Karen llegara a su hogar, un hombre conocido del sector, cuya identidad corresponde a la de Duverney Vahos Londoño, le sacó la mano para pedirle que lo acercara hasta la casa, la cual precisamente estaba ubicada en el recorrido que ella llevaba.

Sin ningún tipo de sospecha, la mujer le permitió subirse a la moto sin ningún temor. Pero ahí empezó su infierno.

La tumbó y la violó

Cuando Duverney Vahos Londoño le avisó a la víctima que ya se bajaba sabía muy bien lo que quería, dado que apenas la moto se detuvo sujetó del pelo a la mujer y la tiró al piso. Es en este instante en que aparece otro hombre, cómplice del parrillero, con quien doblegan a la mujer para posteriormente abusar sexualmente de ella.

Además de sufrir la violación es golpeada de manera violenta por sus dos vecinos, razón por la cual queda casi inconsciente y no se da cuenta en qué momento el hombre que los esperaba se retira de la escena. No obstante, lo que sí recuerda y denunció a la Fiscalía horas después, es que Duverney Vahos Londoño, no satisfecho aún de su acto criminal, amenazó con matarla.

Tras lo ocurrido, Karen no dudaba de que este hombre fuese capaz de cumplir con sus amenaza, por ello le ofrece $100.000 para que la deje ir.

El delincuente acepta el ofrecimiento, pero le exige más dinero y le dice que se quede callada, so pena no solo de matarla a ella, sino a su hijo y a su mamá, según el relato que entregó la víctima a las autoridades. Esta situación mantuvo a Karen en vilo hasta el pasado martes, día en que unidades del CTI capturan a Duverney Vahos Londoño, en la carrera 5 con calle 5, de Cimitarra.

Image
Colprensa
Colprensa