Escuchar este artículo

Unas de cal y otras de arena

Sábado, 21 de Agosto de 2021
En la caída de la cotización del petróleo han incidido también el alto precio del dólar y el sorprendente aumento de inventarios de gasolina en Estados Unidos. 

Según el DANE, la economía colombiana creció 17.6% en el segundo trimestre, siendo el comercio y la manufactura los principales impulsores. El comercio creció 40.3 por ciento luego de una contracción de 34.1 por ciento en 2019 y la manufactura subió 32. 5 por ciento tras una caída de 24.9 por ciento. Estos buenos resultados se dieron pese a la pandemia, a las protestas y a los bloqueos ilegales.

A estas positivas noticias hay que agregarle las buenas proyecciones de las entidades especializadas sobre el crecimiento económico colombiano para este año: Fondo Monetario Internacional (FMI) 5.8%, Banco Mundial (BM) 5.9%, BBVA RESEARCH 7.5%, Banco Bogotá 7%, Bancolombia 8%, J. Morgan 7.5%, Anif 6.6% y Fedesarrollo 7.2%.

Pero en medio de estas expectativas positivas hay cierta incertidumbre como consecuencia de la variación del precio internacional del petróleo, principal producto de exportación de Colombia. La cotización del petróleo Brent, referente de Colombia, ha venido cayendo en siete días consecutivos de 79 dólares el barril a 66.02 dólares el viernes en la mañana, debido a la expectativa sobre los efectos del covid-19 y la variante delta en las economías de Estados Unidos y China, los principales consumidores de petróleo en el mundo.

Vale recordar que este viernes se igualó la racha mayor de caídas de 6 días a la del 28 de febrero de 2020. En la caída de la cotización del petróleo han incidido también el alto precio del dólar y el sorprendente aumento de inventarios de gasolina en Estados Unidos. 

La próxima reunión de la Organización de Países Productores de Petróleo (OPEP) y sus aliados a través del acuerdo OPEP+ será el primero de septiembre. Pese a los pocos logros alcanzados en las últimas reuniones, se espera que esta oportunidad haya un acuerdo que defienda el buen precio del oro negro.  

Y en esta lista de incertidumbres sobresale el peligro de desaparición de unas 11.000 tiendas de barrio como consecuencia de los pagos de impuestos nacionales y locales, bajas ventas por la situación económica y la dura competencia de cadenas de descuento, de acuerdo a un estudio adelantado por la Federación Nacional de Comerciantes (Fenalco).

Se considera que en Colombia hay cerca de 500.000  establecimientos de este tipo  de negocios, con presencia en miles de barios de ciudades del país, que emplean a más de un millón de familias. Por esto se esperan acciones de parte del gobierno en este último año de vigencia.