Escuchar este artículo

17 viejos puestos de salud serían entregados en comodato

Martes, 2 de Mayo de 2017
La Alcaldía de Cúcuta revisa si es seguro darlos a la comunidad para que los utilice.

El futuro de 17 puestos de salud que no funcionan desde hace varios años, es incierto. Administración tras administración, líderes comunales han expresado su preocupación por el cierre de estos espacios que prestaban un servicio a la comunidad y que llevan más de 10 años a la espera de una respuesta.

Las últimas IPS cerradas fueron la de Los Alpes, en 2015, y la de Virgilio Barco, en 2016. La razón del cierre fue un concepto de Gestión de Riesgo según el cual los locales están en sitios de riesgo y tienen deficiencias en  la infraestructura.

Según Katherine Calabro Galvis, gerente ESE Imsalud, actualmente hay 37 IPS abiertas, de las cuales seis son unidades básicas que operan las 24 horas al día. Las demás son centros de salud que no prestan servicio en las noches.

La funcionaria también dijo que después de tanto tiempo están haciendo las revisiones de los predios de cada una de las IPS cerradas para decidir a cuáles se les puede dar uso, pues algunas pertenecen a la comunidad y otras al municipio. 

“Ya hay visitas programadas para ver la infraestructura y así determinar cuáles podemos dar en comodato para uso de la comunidad o para poner oficinas de la Alcaldía”, aseguró la Calabro.

Lo que sí dejó claro es que estos espacios no volverán a ser centros de salud. Además, recordó que el alcalde, César Rojas, en su programa de Gobierno, tiene  previsto construir seis unidades básicas, que serían más completas en prestación de servicios que un centro salud. Una de quedaría en la comuna 6.

En zona rural, los centros de salud que operaban en Arrayán, Puerto Villamizar, Ricaurte, Carmen de Tonchalá y Limoncito fueron cerrados hace varios años y no se encuentran en funcionamiento. Las condiciones de infraestructura no son buenas. 

José Leal, habitante de Los Alpes, dijo que entregarlos a la comunidad sería lo más conveniente, para que vuelvan a tener un uso, pero también cree que tener en el barrio una oficina de la Alcaldía los beneficiaría.

Image
La opinión
La Opinión