Escuchar este artículo

En buena parte del comercio cucuteño no hay pico y cédula

Martes, 1 de Septiembre de 2020
La medida rige para compras en supermercados, servicios bancarios, casas de cambio y de empeño y centros de pago.

Colombia entra en una nueva etapa para enfrentar la pandemia, aunque es de advertir que el coronavirus no se ha ido. A pesar de esto, la mayoría de restricciones que antes limitaban la movilidad y circulación en Cúcuta y su área metropolitana, quedaron anuladas.

Ahora, la capital nortesantandereana experimentará una nueva normalidad, en donde el autocuidado primará y el mantener las medidas de bioseguridad serán esenciales para evitar nuevas cuarentenas estrictas si se llegase a colapsar nuevamente la capacidad hospitalaria en la región.

Pico y cédula menos restrictivo

Esta normativa que ha estado rigiendo desde el pasado marzo y que busca disminuir las aglomeraciones en las calles de la ciudad vuelve a la modalidad de par e impar.

Mal uso del tapabocas, recurrente en Cúcuta Es decir, los días de fecha par podrán salir a hacer sus compras los ciudadanos que su cédula termine en  0, 2 ,4 ,6 ,8. 

Para las fechas impares, podrán ir a hacer toda clase de diligencias las personas cuyo documento de identidad tenga como último dígito 1, 3, 5 ,7 ,9.

Vale la pena resaltar que esta medida será tenida en cuenta para las compras en supermercados, tiendas, adquisición de víveres y alimentos. A esto se suma la utilización de servicios bancarios, casas de cambio, casas de empeño, y demás centros de pago.

Pero se hizo hincapié en que a partir de la fecha el pico y cédula no rige para  entrar a los centros comerciales en donde, sin embargo, el aforo no puede superar el 30 por ciento, siendo esa la limitante para el ingreso. 

Además, el libre acceso de compradores y visitantes a los establecimientos comerciales del centro de la ciudad quedó restablecido, al eliminarse  la restricción basada en el número final de la cédula.

Otras decisiones

¿Por qué han disminuido las pruebas de COVID-19? Minsalud lo explica El pico y placa en Cúcuta encargado de regular la movilidad en la ciudad sigue igual para los vehículos particulares, según indicó Mayid Gene, secretario de Tránsito de Cúcuta, quien recordó que el personal médico y de enfermería continuará exento.

Además, la Alcaldía precisó que en una buseta de transporte público pueden ir los pasajeros sentados, pero solo en el puesto de la ventana.

La Alcaldía en su página de Facebook recordó que la Central de Transportes se encuentra abierta y que probablemente los viajes intermunicipales se  iniciarían entre Tibú, Ocaña y Villa Caro.  

Además, en la ciudad ya los adultos y niños tienen la posibilidad de salir a hacer deporte individual, pero acatando las respectivas órdenes preventivas con el fin de evitar riesgos sanitarios.

‘Reactivación biosegura’

Con la finalización de las restricciones dirigidas al aislamiento social, la reactivación económica en diferentes sectores que aún se mantenían cerrados se dará de manera biosegura, según lo dio a conocer el secretario de Desarrollo Social y Económico de Cúcuta, Sergio Maldonado.

El funcionario precisó que el sector de restaurantes, plazoleta de comidas y gimnasios abrirán sus puertas, pero bajo estrictos protocolos de bioseguridad.

De estos escenarios, Maldonado señaló que, por ahora, en Cúcuta están autorizadas para funcionamiento, las plazoletas de comidas de los centros comerciales Jardín Plaza, Unicentro y Ventura Plaza, las cuales presentaron sus protocolos y fueron aprobados por los Ministerios de Salud y del Interior.

En cuanto a restaurantes, tan solo 27 de estos negocios en la ciudad presentaron sus protocolos y fueron aprobados. 

Lo mismo ocurrirá con 10 gimnasios de Cúcuta que recibieron el visto bueno.

De igual manera, desde la Alcaldía se llamó la atención a la ciudadanía a seguir cumpliendo con las medidas de autocuidado y se precisó que cualquier local comercial que esté abierto al público, deberá hacerlo cumpliendo con las estrictas normas de de bioseguridad y estar bajo inspección del ente municipal.

Líderes comunales están preocupados

Los presidentes de Asojuntas expresaron su preocupación por las nuevas medidas, pues las cifras de contagios y muertes en la ciudad todavía son muy altos.

Shirly Vargas, presidenta de la Asociación de juntas de acción comunal de la comuna 7, recordó que si antes las restricciones eran incumplida, como será ahora cuando fueron relajados los controles.

“Se quitan el tapabocas y cuando ven a la autoridad es que se lo ponen. A la muestra un botón: somos la comuna que más ha tenido víctimas mortales a la fecha con la situación de la COVID-19”, recordó la líder comunal.

Vargas agregó, que aún no está esa cultura de cuidarse y tener disciplina, y le inquieta pues las personas no se quedan solo en su casa, deben salir a trabajar en las calles y pueden generar otros contagios.

Por su parte, Pablo Pimiento, presidente de Asojuntas de la Comuna 3, indicó que le parece inaudito que todavía tengan que estar diciéndoles a las personas que sean responsables y prevengan un posible contagio y de igual forma lo incumplan. 

No habría prórroga del toque de queda

Desde la oficina de comunicaciones de la Gobernación de Norte de Santander se precisó que el toque de queda estipulado desde hace un mes y que tuvo su última variación hace tres días, venció su plazo de cumplimiento hoy a las 5:00 de la mañana.

Por el momento, no se daría prórroga a esta medida mientras se evalúa, esta semana, el comportamiento de la ciudadanía en el departamento.

 

Image
La opinión
La Opinión

EXCLUSIVO PARA
NUESTROS SUSCRIPTORES

Patrocinado por:
Logo Empresas
Patrocinado por La OpiTienda