Escuchar este artículo

Hablando de vacunas

Sábado, 2 de Octubre de 2021
En Cúcuta, entre tanto, el 42% de los residentes ya completó el esquema de vacunación contra la COVID-19.

Como la salud es fundamental para que una sociedad avance, la pandemia del coronavirus nos ha hecho caer en cuenta que la protección pero también la prevención  constituyen unos escudos esenciales para los humanos en estos momentos de crisis sanitaria y hacia futuro cuando deban enfrentarse nuevos retos.

Qué bien que haya sido el mismo Ministerio de Salud el que esté preocupado porque 18 departamentos, entre ellos Norte de Santander, se encuentren por debajo del promedio nacional de vacunación contra la COVID-19.

Y decimos esto porque como es el Gobierno Nacional quien recibe las dosis de los diferentes laboratorios y el que coordina su entrega, la inquietud no se quedará en la palabra sino que irá a reflejarse en más despachos para acelerar la aplicación, y llevar más arriba el nivel actual que está en 46 personas vacunadas por cada 100 habitantes en el departamento.

En Cúcuta, entre tanto, el 42% de los residentes ya completó el esquema de vacunación contra la  COVID-19. Este es un dato importante porque por un lado la ciudad aglutina un gran volumen poblacional y es receptora de alto número de población flotante.

Veremos entonces jornadas de inmunización en diferentes zonas de Norte de Santander para alcanzar un avance adicional del 20 %, hasta el último día de octubre, que ayudará a que avancemos en la inmunización de más personas para de esa manera continuar disminuyendo los contagios, bajando el número de fallecidos y ayudando a la recuperación de diversas actividades.

En total, la región ya acumula 90.547 casos, con los 72 registrados el primer día de octubre, en el que murieron dos de los contagiados, como lo precisó el Instituto Nacional de Salud. El total de fallecimientos desde que estalló la pandemia en marzo del año pasado, es de 4.260.

Y un asunto que nos toca a todos, tanto a nortesantandereanos, colombianos y venezolanos, es lo expuesto por Tedros Adhanom, director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), sobre la necesidad de apoyar un pacto global legalmente vinculante para enfrentar futuras pandemias.

¿Y saben qué tienen que hacer  países como el nuestro? para que lo planteado cobre vida y una nueva crisis como la que enfrentamos no sea de características peores, sencillo: invertir en sus sistemas sanitarios.

Pero aunque en los presupuestos anuales siempre vemos que se dejan partidas anuales para la salud, como los $36 billones de este año en Colombia, la OMS alertó que la mayoría de países del continente americano no dedican el recomendado 6 % del Producto Interno Bruto (PIB) en ese sector.

Entre líneas nos están diciendo que así en cualquier momento el coronavirus entre en fase de control total y se decrete el fin de la pandemia, los gobernantes y los políticos deberán ajustar los presupuestos y las políticas públicas hacia una salud vigorosa financieramente, poderosa en investigación y fortalecida en planes para el control y seguimiento de enfermedades y virus potencialmente peligrosos para la humanidad.

Es decir, no es nada fuera de lo común. Simplemente es consolidar un sistema que vaya de la mano con la academia, la investigación y las farmacéuticas, para garantizar servicios de calidad a los pacientes, cobertura total y acceso a todos los países a las medicinas, vacunas y elementos requeridos en el campo  médico-asistencial. Todo lo que nos enseñó el coronavirus hay que acogerlo y aplicarlo.

Image
La opinión
La Opinión