Escuchar este artículo

Los Reboleros, entre el microtráfico y la muerte

Lunes, 30 de Noviembre de 2020
Los capturados fueron beneficiados con casa por cárcel.

El crimen de María José Sevilla Padilla, una venezolana de 23 años, que terminó asesinada, en medio de un ataque a bala por disputas del microtráfico, fue esclarecido luego de que la Policía Metropolitana de Cúcuta desarticuló la banda de jíbaros que estuvo involucrada en este lamentable hecho.

Víctor Julio Escobar Pabón, de 46 años, alias Patetoche, quien el pasado 16 de junio se salvó de morir en la calle 4 con avenida 8, del barrio Sevilla, ahora debe afrontar un proceso judicial en su contra por fabricación, tráfico o porte de estupefacientes.

El ataque en el que finalmente murió María José, quien no tenía nada que ver en el hecho, iba dirigido contra Escobar Pabón, en medio de una guerra por el territorio del microtráfico entre Los Reboleros, como se le conoce a la banda a la que pertenecería ‘Patetoche’, y presuntos miembros del Tren de Aragua.

Cuando los pistoleros arribaron en una moto Kawasaki KLR, negra con verde, para matar a Víctor Pabón, la mujer estaba con cinco niños, ayudándolos en sus tareas, y justo a ese lugar corrió ‘Patetoche’ para salvarse, pero los disparos no pararon y ese día terminó muerta María José.

Lea aquí: ‘Mi Dios lo debe tener para grandes cosas’, una historia detrás de la depresión

La investigación

Los uniformados de la Seccional de Investigación Criminal (Sijín) le siguieron el rastro a esta estructura desde 2018, conociendo los movimientos delictivos de la organización que dominaba la venta de marihuana, bazuco y heroína, entre los barrios Sevilla, Cerro Norte y alrededores de la Terminal de Transporte.

Los investigadores evidenciaron que Los Reboleros ganaban hasta 10 millones de pesos semanales, producto de las ventas de estas sustancias ilegales.

La Sijín tuvo policías infiltrados, por lo que logró las pruebas suficientes para que un juez expidiera las órdenes de captura contra sus integrantes.

Los Reboleros delinquían en asocio con Rafael Vanegas Díaz, alias Baloyes, quien también fue capturado recientemente, señalado de ser el enlace urbano del Ejército de Liberación Nacional (Eln) en Cúcuta.

En medio de la investigación, la Policía ya había capturado a Luis Iván Rodríguez Uribe, alias Ratón, sindicado de estar involucrado en el homicidio de Jhon Rueda Chinchilla, en el barrio Cerro Norte.

Según se conoció, ‘Ratón’ tenía una vieja rencilla con la víctima y acabó con su vida.

Sin embargo, a inicios de noviembre fue capturado en medio de una persecución policial que terminó en el barrio Chapinero.

Asimismo, Francisco Jesús Dávila Ramos, alias Mechas, también había sido detenido. Los dos fueron imputados en la cárcel para que ahora afronten el proceso por tráfico de drogas, tras pertenecer a Los Reboleros.

Ahora, en esta operación que se llevó a cabo la semana pasada, las autoridades capturaron a Francisco Antonio Rangel Lemus, señalado de ser cabecilla de la organización; y los expendedores Víctor Julio Escobar Pabón, ‘Patetoche’; Francisco Javier Soler Rivera, ‘Flash’; Daniller Guillermo Rojas Cañas y Álvaro Temistocles Hernández, ‘Coquimbo’.

 

Image
La opinión
La Opinión