Escuchar este artículo

Padre e hija de cinco años murieron arrollados

Sábado, 14 de Diciembre de 2019
Todo ocurrió la tarde del viernes, cuando los tres iban en una moto por una vía del casco urbano de El Zulia.   

Jesús Gilberto Arias Montes, de 30 años, se desplazaba en su motocicleta junto a su esposa Maribel Gutiérrez y su única hija, la pequeña Jennifer Juliana Arias Gutiérrez, cuando a pocas cuadras de llegar a la casa que tienen en el barrio Nueva Colombia de El Zulia, fueron embestidos por una volqueta que les pasó por encima.

El caso se registró el viernes 13 de diciembre hacia las 3:10 de la tarde en el casco urbano del municipio El Zulia, metros antes del ancianato.

La pequeña Jennifer Juliana murió de inmediato, mientras que Jesús Gilberto alcanzó a ser llevado al Hospital Universitario Erasmo Meoz, donde se registró su deceso a las 9 de la noche, según el reporte de las autoridades que conocieron el caso.

Por su parte, Maribel Gutiérrez Escalante, de 23 años, resultó ilesa y habría sido quien impidió que el conductor de la volqueta involucrada en el accidente huyera del lugar, según el relato de los testigos.

El hecho ocurrió en la vía El Zulia-Tibú, exactamente en el kilómetro 56+490. Al lugar llegaron funcionarios de la Inspección de Policía, quienes se encargaron del levantamiento del cadáver de la pequeña.

¿Cómo fue?

Jesús Alberto, se desplazaba en la motocicleta AKT, roja, de placa NIG-86D, según las autoridades de tránsito, él y su familia iban en sentido Cúcuta-Sardinata cuando una buseta Nissan Urvan, de servicio público, de placa SWW-480, afiliada a la empresa Contrascat, conducida  por Daniel Trillos, de 51 años.

La buseta iba en el mismo sentido de la familia y cuando frenó, no le dio tiempo al padre de familia de parar por lo que terminó colisionando por la parte posterior izquierda de ese vehículo y finalmente cayó con su hija y su mujer al costado de la vía, contando con tan mala suerte de que en ese preciso momento, transitaba en sentido contrario la volqueta Dodge, de placa AKG-690, de servicio público, conducida por Carlos Flórez, de 31 años, quien arrolló a la familia. 

Testigos del hecho contaron a La Opinión que justo en ese momento en la otra orilla de la vía estaba detenida una buseta de servicio público que iba con destino a Cúcuta, por lo que el carril había quedado reducido, razón por la que el conductor de la buseta involucrada habría recortado la velocidad para dejar pasar la volqueta, cuando ocurrió el lamentable accidente.

Las autoridades judiciales investigan la responsabilidad de cada uno de los implicados de este lamentable caso, donde padre e hija murieron. 

Venía de Cúcuta

El viernes, en la casa paterna del padre de la pequeña, ubicada en la calle 4 con avenida 12 del barrio Nueva Colombia de ese municipio, todo era dolor y consternación por la pérdida de sus seres queridos.

Los familiares relataron que la pareja y su hija regresaban de Cúcuta, donde Jesús estaba construyendo su casa en un lote que había comprado en el barrio La Conquista, en el Anillo Vial Occidental.

“El compró materiales porque hoy (ayer) iba continuar trabajando. Él tenía su plan de terminar la casa lo más pronto posible, pero ahora eso no fue posible por esta terrible tragedia”, dijo uno de los familiares.

Jesús trabajaba desde hace más de 12 años en la minería y últimamente laboraba en Sardinata, siendo un buen hijo, esposo y padre de familia, así es como lo recuerda una de sus hermanas.  

La pequeña Juliana era la adoración del papá y de toda la familia. Era una niña muy alegre que estaba feliz porque se había graduado en el jardín e iba a cursar transición.

Image
La opinión
La Opinión