Escuchar este artículo

Trata de personas: niños y mujeres, los más afectados

Martes, 31 de Julio de 2018
El llamado se hizo a los papás con hijos menores, para que no pierdan el control de ellos.

Ocho de cada diez víctimas de la trata de personas son mujeres. Pero más grave aún, es que los menores de edad son los más sensibles a ser reclutados por estas bandas criminales, alertaron ayer las autoridades durante el lanzamiento de la campaña que se puso en marcha en el área metropolitana contra este delito.

En Cúcuta y el área metropolitana, el llamado se hizo a los papás con hijos menores, para que no pierdan el control de ellos, dado que las bandas que están detrás del delito  los persiguen con engaños para explotarlos laboral y sexualmente.

En El Escobal, el secretario de Gobierno de Cúcuta, Oscar Gerardino, acompañó la actividad que se llevó a cabo en los alrededores del puente internacional Simón Bolívar, en la que se ilustró a la población sobre las distintas formas en que puede llegar a ser víctima de la trata de personas.

Por su parte, en Villa del Rosario, la fiscalía y la alcaldía también pusieron en marcha la campaña Eso es cuento, con estudiantes de diferentes colegios del municipio y representantes del Ministerio del Interior, Cancillería, Migración Colombia y Policía, entre otras instituciones.

Jaime Cuesta Peña, asesor de la Fiscalía General de la Nación y director de la seccional Norte de Santander en atención a víctimas y usuarios, alertó sobre las formas como las personas pueden estar alertas y denunciar cualquier señal que indique que una persona pueda ser sometida de cualquier índole.

“Como Fiscalía hemos detectado que en el país, los últimos meses se ha comenzado a evidenciar un incremento en el delito de trata de personas, estamos hablando de más 600 situaciones que hoy doblan las estadísticas anteriores. Sin embargo, el punto difícil de todo esto es que podrían ser muchas más, porque este es un delito invisible, es decir, inicia con otro tipo de conducta como por ejemplo un ejercicio arbitrario de patria de potestad, donde uno de los padres se lleva a su hija y a la postre se investiga y esta menor resulta siendo explotada en algún otro país o lugar”, aseguró Cuesta.

Ilustró que las graves vulneraciones a las que pueden ser sometidas las víctimas de este delito van desde el encierro, la explotación laboral y sexual hasta el matrimonio servil, por eso es importante pedir ayuda si se está en esa situación o en caso de conocer sobre un hecho denunciarlo. A nivel nacional, existe una línea gratuita anónima y confidencial donde se podrá obtener información sobre ofertas que reciba, reportar casos o pedir ayuda. Línea gratuita 01800052020.

Image
La opinión
La Opinión

EXCLUSIVO PARA
NUESTROS SUSCRIPTORES

Patrocinado por:
Logo Empresas
Patrocinado por La OpiTienda