La Opinión
Suscríbete
Elecciones 2023 Elecciones 2023 mobile

Gina Parody pone la lupa a Corporación Paz y Futuro

Mineducación anunció que investiga el contrato del Programa de Alimentación Escolar de Cúcuta.

El ministerio de Educación Nacional puso el jueves la lupa en Norte de Santander y Cúcuta por las denuncias de que la plata de la educación y la alimentación de los estudiantes pobres “están enriqueciendo a particulares”.

Los señalamientos se hicieron en franca alusión a la Corporación Paz y Futuro, por contratos que esta suscribió en los departamentos de Córdoba y Norte de Santander.

Con esta entidad, que se autodenomina sin ánimo de lucro, de carácter laical y privado, el alcalde de Cúcuta, César Rojas, contrató la operación del Programa de Alimentación Escolar (PAE), por 19 mil 434 millones de pesos, acto frente al cual hay una denuncia de la Veeduría por la Defensa del Ciudadano, que señala que el representante de Paz y Futuro, José Antonio Manrique Torres, es socio del alcalde en dos bienes inmuebles ubicados en Santa Marta.

Tal actuación fue cuestionada por la veeduría, que solicitó a Parody suspender el convenio, en especial el anticipo del 30 por ciento que se le va a girar al contratista.

Parody denunció que Paz y Futuro habría atendido también a unos 3 mil 900 niños fantasma en Norte de Santander, por lo cual el Gobierno nacional pagó, conjuntamente, con otra cifra igual de escolares en el departamento de Córdoba, cerca de 10 mil millones de pesos, “dineros con los que se estarían enriqueciendo particulares”.

Sobre este último caso, la funcionaria dijo que las autoridades departamentales de Educación deberán justificar su actuación ante los órganos de control.

En el caso del contrato de operación del PAE que suscribió el alcalde de Cúcuta con la Corporación Paz y Futuro, La Opinión conoció el jueves de primera mano que este ministerio emprendió una investigación para determinar la veracidad de las denuncias hechas por la veeduría Por la Defensa del Ciudadano.

“Se están analizando todas las pruebas y documentos allegados, para tomar una decisión”, dijo la fuente del ministerio de Educación.

Frente a las denuncias de la ministra Parody, la iglesia Católica, que hace equipo con Paz y Futuro en la operación del PAE de Cúcuta, al igual que Rojas, guardó silencio.

Hecho contrario sucedió con la Gobernación de Norte de Santander, cuya secretaria de Educación, Fabiola Cáceres,  anunció que prepara un documento de réplica para Parody.

La funcionaria dijo que la ministra de Educación se había referido a una auditoría que contrató, “frente a la cual tenemos serias diferencias”.

Cáceres agregó que se cuenta con todos los soportes correspondientes de cada rector, en los que se determina la asistencia de los niños.

Subrayó que de la cifra que menciona Parody ya se han subsanado 3.000 estudiantes.

Lamentó que el ministerio de Educación no haya corregido esto y aún se esté basando en los resultados erróneos de la auditoría.

El representante de la Corporación Paz y Futuro, José Antonio Manrique Torres, le dijo a La Opinión días atrás que no hubo estudiantes fantasma. “Los estudiantes sí fueron atendidos, y de ello los rectores de los colegios dan fe”. Agregó que la secretaría de Educación es la que ordena qué población se debe atender.

El procurador regional, Juan Carlos Bautista, dijo que el contratante era el ministerio, por lo tanto el delegado de esa supervisión está en Bogotá. “Nosotros ya le solicitamos a la gobernación copia del contrato, y a nivel local vamos a hacer lo mismo para remitirlas a la Procuraduría en Bogotá”.

*La Opinión

Jueves, 10 de Marzo de 2016
Premium-home
Patrocinado por:
Logo Empresas
Temas del Día