Formulario de búsqueda

-
Lunes, 10 Septiembre 2018 - 11:15am

Salomón no es "el bobo que la gente cree"

Asegura que fuera alcalde lo primero que haría es recuperar la paz y la tranquilidad de Cúcuta.

Mario Caicedo / La Opinión
Salomón permanece en la Alcaldía de Cúcuta y le gusta que las personas estén enteradas de las noticias más importantes de la ciudad.
/ Foto: Mario Caicedo / La Opinión

Cuando se va a entrar a la Alcaldía de Cúcuta siempre hay un elemento que resalta, un hombre que se apropia de la palabra y quiere enterar a la ciudadanía de lo que ocurre dentro del palacio municipal.  Él es Héctor Salomón Patiño Patiño.

Nació el 1 de enero de 1967, es el menor de una familia de cuatro hermanos, vive con sus hermanas y es graduado en primaria del colegio Sagrado Corazón de Jesús en la modalidad de validación, el bachillerato lo cursó de igual forma en el Salesiano, es titulado en mercadeo y ventas en el Sena, y aún  espera el cartón de Compuestudio que lo acredite como técnico en administrador de empresas.

Salomón se levanta a las 5 de mañana y lo primero que hace es orar por la paz y la memoria de sus papás; desayuna mientras oye Vox Dei, la emisora que lo entera de los acontecimientos más relevantes de la ciudad. Camina desde el barrio El Páramo hasta la Alcaldía para vigilar el erario público y que no se desvíe de donde deben llegar los recursos. 

En su hoja de vida están escritos los trabajos de suma importancia en reconocidas instituciones de Cúcuta: fue ayudante en la antigua Dacha, trabajó en el Palacio Rojo y Negro, y fue vendedor de chance. Trabajó con las administraciones municipales de Enrique Cuadros Corredor, Pauselino Camargo, Margarita Silva, Manuel Guillermo Mora, Ramiro Suárez, María Eugenia Riascos y señala con rabia que Donamaris Ramírez fue el único que no le dio la mano ni trabajo. Actualmente es veedor de todas las secretarías de la alcaldía.  

Sociable con todos

Salomón se considera un ciudadano ejemplar, no tira la basura a las calles, respeta los semáforos como peatón, no pelea y es un fiel conciliador en todas las problemáticas de los cucuteños. Sueña con que todos los seres humanos sean pensantes respetuosos y así se pueden evitar todos los problemas del mundo. 

Este hombre asegura que no es el bobo que la gente cree, y por el contrario se ubica en el rango de los colombianos preparados y educados con vocación de servicio social. 

A Salomón Patiño no le molesta que los venezolanos vengan en busca de oportunidades, pero si le saca de contexto que vengan a ensuciar los parques, y lamenta profundamente que paguen tan mal a quienes les están tendiendo la mano en este mal momento por el que atraviesa.

El plato preferido es la sopa que preparan sus hermanas, se considera un mal cucuteño gastronómicamente hablando, pues el masato y el mute le hacen daño en el estómago, los pasteles de garbanzo lo hacen feliz y no debe preocuparse cuando los come.

Salomón a sus casi 52 años no sufre de nada ni le duele nada, lo más cercano a una enfermedad es un 'porrazo' que se dio a los 8 años y aun lo recuerda, sonríe mientras señala la cicatriz que le dejó  el golpe en su cabeza. Patiño conversa de todo, su problema de habla no le impide desenvolverse fluidamente cuando se le pregunta por algo. 

El tema que más lo entretiene es el de la corrupción que todavía se pregunta por qué Margarita Silva no terminó el estadio, y Pauselino que hizo con la plata de las casetas. También se  pregunta qué pasó con la plaza de toros y sigue buscando donde construyó Donamaris Ramírez las 20 mil viviendas que prometió en campaña. 

Le puede interesar ‘Torombolo’, cuatro décadas haciendo reír a los cucuteños

Conocido por todos

Los zapatos de color café que lleva puestos están rotos, tiene varios pares, pero prefiere acabarlos por orden de llegada. Encima de la camisa verde oscuro de manga larga, lleva un polo blanco, roto, que algún día fue blanco, siempre anda bien atalajado y cuando finaliza su jornada laboral, recoge el maletín morado que tiene en el suelo, lo pone sobre su espalda, extiende la mano y se despide de la misma forma que llegó: sonriente, saludando a todo el que se le atraviese y citando a plenarias de concejo, ruedas de prensa del Alcalde o el Gobernador de turno; atraviesa la puerta del palacio municipal y se marcha sobre la calle 11 hasta perderse entre la gente.

Él es un personaje querido por todos, y odiado por otros, pues no tiene puyas en la lengua para decir las cosas. 

*Por Geraldine García

Suscríbete y recibe las últimas noticias de La Opinión
Publicidad

Comentarios

Publicidad
Publicidad

Publicidad
Economía
Artículo

Las lluvias presionan el precio de frutas y verduras

Chitagá, Pamplona y Chinacotá tienen problemas con los fletes de los productos y su transporte a Cenabastos.

Daniel Villán / La Opinión
Economía
Artículo

Más subsidios de vivienda para Cúcuta

La inversión del Ministerio de Vivienda, Ciudad y Territorio en la región fue de $8.967 millones.

Archivo / La Opinión
Publicidad
Política
Artículo

Norte de Santander no tendrá consultas en mayo

Se inscribieron 62 precandidatos para participar en las diferentes consultas que se desarrollarán en 10 departamentos.

Archivo / La Opinión
Política
Artículo

Jaime Buenahora ratifica que aspirará a la Alcaldía

Lo hará porque asegura estar convencido de que su tierra natal ha tenido una involución y la situación cada vez es peor.

Alfredo Estévez / La Opinión
Publicidad
Pamplona
Artículo

Unipamplona inició semestre con 2.000 nuevos estudiantes

El primer semestre va hasta el 10 de agosto, tal como lo consigna el acuerdo 035 del 7 de febrero de 2019.

Roberto Ospino / La Opinión
Cúcuta
Artículo

Piden lluvia de asfalto para el Gaitán Durán

La pavimentación de este puente estaba prevista dentro del plan de recuperación de la carpeta vial que tiene la Alcaldía.

Archivo / La Opinión
Publicidad
suscripciones
Publicidad
Cultura
Artículo

Feria del libro para celebrar 200 años de creatividad

El evento cultural recibirá visitantes desde la mañana del miércoles y hasta el próximo 6 de mayo.

Especial para La Opinión
Pamplona
Artículo

Decretan alerta amarilla en Pamplona por lluvias

A la fecha hay daños en las veredas de Liscaligua, Peñas, Caimas y Alizal.

Cortesía
Publicidad
Región
Artículo

En Villa del Rosario urge recuperar el espacio público

En el sector de La Parada hay por lo menos unos 2.500 comerciantes informales.

César Obando / La Opinión
Fútbol
Artículo

Hubo Copa Talento sin Fronteras

Durante la Semana Santa se disputaron partidos en cinco escenarios deportivos de la ciudad.

César Obando / La Opinión
Publicidad


Es el primer portal gastronómico de Norte de Santander, donde se resalta lo mejor de los sabores regionales, nacionales y mundiales.
Nuestros suscriptores cuentan con su propio espacio con privilegios y beneficios. Aqui puedes hacer parte de este selecto club.
Un espacio dedicado a las variedades y lo más impactante del mundo del entretenimiento. Encuentre aquí los personajes e historias.
La labor investigativa de nuestro equipo periodistico se congrega en esta sección dedicada a mostrar a profundidad y con más detalles de los hechos.
En este espacio nuestros clientes podrán promocionar su negocio o encontrar una propuesta que se adapte a sus necesidades.