Escuchar este artículo

Así capturaron a los responsables de los atentados en Cúcuta

Lunes, 19 de Julio de 2021
La Opinión conoció en exclusiva detalles de la operación que desarrolló la Policía en Cúcuta y Tibú.

En una rápida e impecable operación, que fue dirigida directamente desde Bogotá, para evitar alguna fuga de información, las autoridades judiciales capturaron a los presuntos responsables de los atentados de la Brigada 30 del Ejército y de varias patrullas de la Policía Metropolitana (Mecuc) en el sector Cerro Pico, en Cúcuta, y del ataque a disparos a un helicóptero de la Fuerza Aérea Colombiana (FAC), que el pasado 25 de junio aterrizaba en el aeropuerto internacional Camilo Daza, con el presidente de la República Iván Duque a bordo.

Extraoficialmente se conoció que la Policía, junto con la Fiscalía, detuvo a seis personas, entre los que se encuentran un desmovilizado de las Farc, un escolta contratista de la UNP, una vigilante de la terminal aérea de Cúcuta, un excapitán del Ejército y su papá.

A estas personas las acusarían de ser los autores intelectuales y materiales de estos atentados que se dieron los últimos 15 días de junio, los cuales provocaron terror en la capital de Norte de Santander.

Durante las investigaciones, las autoridades se habrían dado cuenta de que Eln y la disidencia del frente 33 de las Farc se unieron para cometer estos hechos.

Le puede interesar: Se conocen primeras imágenes del hombre que ingresó carro bomba al Batallón  

La investigación de la Brigada 30

Tras estos hechos violentos, la unidad de crimen organizado de la Fiscalía que adelanta las pesquisas, decidió unirlas, porque consideró que tenían relación directa y fue así como los más de 30 investigadores se dieron en la tarea de buscar a los responsables.

En el atentado a la Brigada 30 del Ejército, los funcionarios judiciales descubrieron que un capitán pensionado y retirado de esta unidad militar y su papá fueron los dos principales artífices de todo.

Se supo que el exoficial conocía cómo era todo el movimiento dentro de esa guarnición, porque durante varios años trabajó ahí, se dio en la tarea, junto con su papá, de buscar un vehículo similar a los que diariamente entran y salen de ahí, y que ojalá se pudiera confundir con el de algún funcionario.

Por eso, decidieron buscar esa camioneta Toyota Fortuner, de placas JGX180, pues sabían perfectamente que un grupo de hidrocarburos de la Dirección de Carabineros de la Policía, que tiene una oficina dentro de esas instalaciones militares, cuenta con un vehículo similar, que usan para sus operativos, lo único que cambia es que el automotor de los uniformados es blindado.

Una vez ubicaron el vehículo que buscaban, sería el papá del exmilitar, quien llevó a cabo la transacción para adquirirlo, pagando los $120 millones que le costó.

Tan pronto tuvieron la camioneta Toyota en sus manos, la habrían entregado para que la cargaran con el potente explosivo pentrita. Todo habría sido bajo la coordinación del Eln y la disidencia del frente 33 de las Farc.

Cuatro días después de tener el vehículo cargado con el explosivo, el excapitán se encargó de entrarlo a la guarnición militar, aprovechando que él era conocido en el lugar y, además, aprovechando las falencias que se daban al mediodía, cuando más de la mitad de la guardia de seguridad se iba a almorzar.

Le puede interesar: Se conocen primeras imágenes del hombre que ingresó carro bomba al Batallón 

Por eso, a las 12:32 p. m. del 15 de junio, se puede ver en un video de seguridad de la Brigada 30, como la camioneta Toyota Fortuner, que es manejada por el exoficial, entra tan tranquilamente y luego de permanecer dos horas y 18 minutos en esas instalaciones, sin despertar una sola sospecha, sale y hacia las 3:02 de la tarde se da la primera explosión, dos minutos después ocurre la segunda, y a partir de ahí todo fue terror, incertidumbre y destrucción.

Pero el plan que tenían para este atentado fue tan bien hecho, que el excapitán se compró una moto de alto cilindraje y fue en ella, en compañía de otra persona, en la que huyó con rumbo al Anillo Vial Occidental.

Ataque al ejército

El ataque en Cerro Pico

Ya con estas primeras indagaciones, las autoridades se dan cuenta que el Eln y la disidencia de las Farc, también planearon el ataque a las patrullas de la Mecuc en el sector conocido como Cerro Pico, donde dejaron dos cajas bomba, el pasado 21 de junio.

Por fortuna solo una explotó y no cumplió con su cometido que era afectar a los policías, sin embargo, dos civiles resultaron heridos y varias casas del barrio El Progreso fueron afectadas.

Ataque en Cerro Pico

La pieza clave para el atentado a Duque

Por último, el 25 de junio, el helicóptero de la FAC en el que se movilizaba el presidente Duque y parte de su comitiva, como el ministro de Defensa, Diego Molano, el gobernador de Norte de Santander, Silvano Serrano, el alcalde de Cúcuta, Jairo Yáñez, entre otras personas, luego de estar en Sardinata, fue atacado a ráfagas de fusil.

La aeronave fue impactada cuando aterrizaba en el aeropuerto internacional Camilo Daza. Las autoridades descubrieron que el hecho se dio desde una zona boscosa en el barrio La Conquista, muy cerca al Anillo Vial Occidental.

Fue en ese sector donde encontraron dos fusiles, entre ellos un Ak-47 y el otro con las siglas de las fuerzas armadas de Venezuela. A raíz de ese hallazgo, las autoridades pudieron hacerle un rastreo y dieron con los presuntos responsables de este hecho.

Además, analizaron varias horas de videos de seguridad que recopilaron no solo en los alrededores de La Conquista, sino en otros sectores de Cúcuta.

Por estos hechos también capturaron a una vigilante que para el momento del hecho trabajaba en el aeropuerto. Las autoridades encontraron que ella sería la compañera sentimental de un jefe de la disidencia del frente 33 de las Farc y fue quien entregó la información precisa de la llegada de la aeronave en la que venía el presidente Duque. Siendo la pieza clave de este hecho.

Entre lo conseguido por las autoridades esta que ella hizo el proceso para ingresar a la Policía.

Además, un escolta contratista de la Unidad Nacional de Protección (UNP) y un desmovilizado de las Farc, también fueron detenidos por estar inmersos en estos hechos, al parecer, por ser los encargados de coordinar todo.

Otro que estaría vinculando a este proceso investigativo sería alias Vampiro, quien es señalado de pertenecer al Eln y fue detenido el viernes en Los Patios, con un fusil traumático y un revólver, además, esta sindicado de ser un financiador de los revoltosos en el paro nacional.

Hasta el cierre de esta edición, se esperaba que el presidente Iván Duque, junto con el ministro de Defensa, Diego Molano, y los comandantes de la Policía y el Ejército, entregaran más detalles de esta operación.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
La opinión
La Opinión