Hospital de Pamplona ‘respira’ después de la crisis

Lunes, 11 de Enero de 2021
El centro médico cumplió 360 años de fundado.

Teniendo en cuenta las dificultades ocasionadas por la pandemia mundial de la COVID-19, las directivas de la ESE Hospital San Juan de Dios de Pamplona no dejaron pasar por desapercibidos los 360 años de la fundación de la institución de segundo nivel de complejidad.

Con toda la austeridad y teniendo en cuenta la crisis que se vive por la expansión del virus, las actividades se hicieron a través de los medios virtuales el sábado 9 de enero.

Fue una manera de recordar que en esa fecha de 1661, los hermanos religiosos de la congregación San Juan de Dios asumieron la responsabilidad de administrar el sanatorio que tenía por nombre Hospital Santa Ana de Pamplona.

A partir de esos cambios,  que en su momento apenas se disponía de nueve camas, el centro asistencial fue creciendo de acuerdo a la demanda de las comunidades.

Hoy, y por primera vez y en los últimos 30 años, el San Juan de Dios es una institución viable financieramente, en donde la actual gerencia logró superar un déficit que traía de anteriores administración que superaba los 15.000 millones de pesos.

La fecha fue recordada con una eucaristía de acción de gracias que estuvo a cargo del sacerdote Luis Ernesto Mendoza.

Al igual que la presentación de un vídeo con la reseña histórica de la institución y el conversatorio sobre el Hospital San Juan de Dios: una historia basada en amor y humanización, que orientó el religioso Alexander Estrada de la congregación San Juan de Dios, con sede en Bogotá.

Proyecciones

El gerente de la ESE, Hernando Mora González, manifestó que el mejor regalo que se le puede hacer a las comunidades de la provincia de Pamplona, es un hospital saneado financieramente y que a pesar de las delimitaciones que se tienen con la emergencia sanitaria, cumple con la atención oportuna y eficiente de los servicios de salud.

“Vamos a continuar hasta el 2022 con el programa de saneamiento fiscal y financiero. Estamos administrando con mucha cautela los recursos para que nos permita tener un hospital viable y equilibrado en todos los sentidos”, aseguró.

Entre los proyectos que se tienen y que buscan fortalecer los servicios asistenciales, expresó que está la construcción de un bloque nuevo y que será otro regalo para los aproximados 100.000 usuarios de Pamplona, Pamplonita, Silos, Cucutilla, Mutiscua, Cácota y Chitagá.

“Tenemos del diagnóstico sobre los servicios que se prestarán en esa sesión y el proyecto está en la fase de diseños”, añadió.

El bloque se destinará para la ampliación  de los servicios de urgencias y de nuevas especializaciones. 

El directivo explicó que este año fortalecerá el proceso ambiental de alcanzar a ser un Hospital Verde y Universitario.

Sobre cómo está la atención de salud en la actualidad, indicó que cuentan con las especialidades de pediatría, ginecología, medicina interna y anestesiología.

Con dos entidades privadas se manejan los servicios de ortopedia y la Unidad de Cuidados Intensivos para COVID-19 y la otra para patologías no respiratorias.

El gerente recordó que para la atención de la pandemia el año pasado el gobernador Silvano Serrano, destinó 3.000 millones que se invirtieron en la instalación de 19 camas UCI.

Al igual que para las adecuaciones del área hospitalaria y se adquirieron 20 camas más de expansión. También sostuvo que el mandatario regional fue artífice para que el Hospital lograra sanear el déficit financiero que arrastraba desde el pasado.