Escuchar este artículo

Cúcuta Deportivo da pasos para su reactivación

Martes, 11 de Mayo de 2021
Mientras las batallas ante Dimayor continúan, un grupo de profesionales liderados por el director técnico David Suárez se vincularía formalmente a la institución.

El anhelo de ver de nuevo sobre la cancha al Cúcuta Deportivo no para y antes bien se incrementa en los miles de seguidores que tiene el conjunto motilón, una institución deportiva con 96 años de historia. 

Aunque los problemas ante Dimayor siguen sin resolverse y la batalla jurídica es una constante entre el gerente liquidador Arturo Acosta Villaveces y la entidad, de a poco se dan avances en otros frentes como la recuperación del reconocimiento deportivo ante el Ministerio del Deporte y la conformación de un grupo de profesionales. 

Ese grupo de profesionales estaría compuesto por cerca de 21 personas, que se vincularían formalmente al Cúcuta Deportivo Fútbol Club S.A en Liquidación judicial con el fin de estar a disposición de la empresa ante una posible y esperada reactivación deportiva. 

¿Quiénes son?

El conjunto de deportistas es el mismo que viene trabajando bajo las órdenes de David Suárez, último director técnico que tuvo el equipo antes de toda la oleada de problemas extradeportivos que le impidieron volver a jugar. 

“Desde el primero de abril estamos trabajando, como alguna vez se lo dije, de manera desinteresada para movernos con jugadores que venían sin ritmo, sin equipo, otros sin contratos con la intención de movernos y buscar otra oportunidad. Pero se han venido presentando acercamientos en este tiempo con el Dr. Acosta que nos han permitido empezar a vincularnos con el club y reactivar la institución”, dijo Suárez quien llevó al Cúcuta Deportivo Sub-20 al subcampeonato del nacional de la categoría en 2018. 

Como lo comentó en algún momento Suárez, venían trabajando sin estar vinculados a nadie, pero ya se abrió la posibilidad de integrarse al histórico equipo campeón del Fútbol Profesional Colombiano en 2006. 

“El viernes nos reunimos con él (Acosta Villaveces) donde nos plantea empezar a contratar a los muchachos, activar la seguridad social y ARL pensando en proteger la integridad y vincularnos al club para empezar a hacer nuestro trabajo”, contó el estratega, asistente técnico de la plantilla profesional en 2014 y 2015. 

Vale la pena recordar que la Superintendencia de Sociedades le dio el aval al gerente liquidador para que pudiera contratar. 

“Él ha venido adelantando temas jurídicos y ya con el permiso de la Superintendencia, se van a contratar alrededor de 14 jugadores, somos más o menos 21 personas”, explicó Suárez. 

Entre los jugadores que se encuentran entrenando está el experimentado e histórico Braynner García, los campeones de ascenso 2018 Junior Rangel y Juan Pablo Marín, los debutantes en 2020 Winston Ramírez y Julián Rojas, más Ezequiel Gelves, Daniel Quintero, Yeison Duque, Hernando Blanco, Luis Villamizar, Fabián Cuero, y otros juveniles. 

El plantel ha venido entrenando en las canchas de Comfanorte, Valle Esther o Villa del Rosario, según comentó Suárez, quien está acompañado por Víctor Mariño, Julio Angulo, Édgar Cardona, Andrés Ulloa y el querido utilero Salvador Sánchez. 

Si bien el fin de semana se le vio al plantel, que participa de un torneo local, con uniformes que traían el logo de la Fundación Amigos del Cúcuta Deportivo, este fue usado de forma provisional mientras llega la indumentaria del equipo en aproximadamente 15 días. 

‘Le tenemos fe al proyecto’ 

Con más de un mes de trabajo, el grupo se ha acondicionado físicamente y preparado pensando siempre en estar listos para el momento en que se dé la oportunidad. 

“Hemos retomado en lo físico, jugadores como Braynner quien llegó un poco subido de peso, está cerca de su nivel óptimo y los demás jugadores bien, hemos conformado un grupo de jóvenes y de experimentados. Nos ayuda mucho el liderazgo de Braynner, quien nos ha ayudado a impulsar a que los demás mejoren su nivel”, expresó Suárez. 

A la pregunta de para cuál competencia o en qué evento competirían, el estratega respondió que eso no está claro aún. 

“Qué vamos a competir, qué vamos a jugar, eso no está claro. Utilizamos el torneo que estamos jugando para movernos, agarrar ritmo. Estamos esperando las órdenes del representante legal para ver que viene si la B, la A o la C”,  declaró el técnico que tuvo recorrido por Llaneros, en la segunda división. 

En referencia al significado de establecer una relación contractual con el Cúcuta Deportivo Fútbol Club S.A en Liquidación, señaló que da un parte de tranquilidad. 

“El panorama mejora mucho, da un parte de tranquilidad. Le hemos tenido mucha fe al proyecto, hay muchos que tienen problemas personales, económicos y esto de firmar el contrato te garantiza que los muchachos te llegan con otra cara al entrenamiento y sumándole que el fútbol es de contacto y al no estar cubiertos con seguridad social esto puede llevarnos a no tener como cubrir una lesión. Con el contrato tenemos mucha más tranquilidad”, subrayó Suárez. 

¿Cómo se involucra la hinchada?

Una de las estrategias que se empezó a ejecutar para vincular a la hinchada fue la venta de una boleta simbólica. 

“Con Braynner pensamos en qué ayudar, cómo hacer para involucrar la hinchada para el proyecto entendiendo que estamos empezando desde cero en lo deportivo y administrativo. No hay dinero para poder activarse, para generar contrataciones, implementación y todo lo que se necesita a nivel logístico, se necesita una entrada económica. Por ello pensamos imprimir 10 mil boletas simbólicas, que se venden en diferentes puntos y que algunos miembros de la Banda del Indio nos ayudan a promover y vender”, comentó. 

El valor de la boleta se fijó en los 10 mil pesos. 

“Queremos hacerlo con toda la transparencia posible. Al final de toda esta jornada de ventas, se publicará cuantas se vendieron y para qué se vendieron, en las redes sociales de la institución. Que toda la hinchada esté tranquila, que es un dinero que se utilizará en pro de la institución”, afirmó Suárez quien confirmó que es una iniciativa propia con el aval del liquidador. 

Image
Gustavo Contreras
Gustavo Contreras