En Norte de Santander las escuelas piden más inversión y atención

Martes, 3 de Marzo de 2020
Le contamos cómo va la educación en el departamento.

“Muchos papás han decidido no enviar a sus hijos al colegio y es que, por ejemplo, desde el corregimiento de Ricaurte a aquí a San Faustino cobran por alumno cinco mil pesos diarios y hay padres que tienen cuatro o cinco alumnos en casa, eso representa los 20 mil o 25 mil pesos por casa diariamente, ahora eso multiplíquelo por el mes. Es un enorme gasto”, comentó Angelmiro Barragán Pérez, líder social de San Faustino.

Esta problemática ha causado varias deserciones escolares, no solo en San Faustino, sino en diferentes zonas del departamento, incluso a pocos días de terminarse el primer periodo escolar, muchos de ellos ni siquiera se matricularon. De hecho, en cifras dadas a conocer a mediados de enero por la Gobernación, al menos 24.000 estudiantes faltaban por matricularse. 

Ahora bien, el transporte no es la única problemática que afronta la educación en Norte de Santander, la falta de docentes en las instituciones y el mal estado de la infraestructura en los planteles educativos, en especial en las zonas rurales son aspectos que no facilitan el buen desarrollo de la enseñanza. Torcoroma Gutiérrez Trujillo, responsable del área de planeación educativa y la educación inicial de la Secretaría de Educación de Norte de Santander, comentó respecto al tema de infraestructura educativa que en el momento están en la búsqueda de información para realizar un diagnóstico más cercano a la realidad de las instalaciones actuales. 

“En el cuatrienio anterior intentamos realizar el plan de infraestructura educativa y solo llegamos a un diagnóstico y no fue completo porque nuestra capacidad institucional no fue insuficiente. Sin embargo, para este periodo una de las metas del plan de desarrollo va a ser muy seguramente la construcción e implementación del plan de infraestructura educativa”, precisó la funcionaria.

En ese diagnóstico previo que realizó la administración pasada, se constató que alrededor del 40% de la infraestructura está en relativo buen estado y esto corresponde prácticamente a la infraestructura urbana y el resto (60%) está en regular o mal estado. Por lo anterior, Gutiérrez Trujillo, explicó que se debe priorizar el tema de las instalaciones educativas en las zonas rurales.

Lea además Ladrones dejaron sin comida a niños de colegio de Pamplona

“Tenemos una información previa que se levantó con la Agencia de Renovación del Territorio (ART) para los ocho municipios del Catatumbo  que hacen parte de los Programas de Desarrollo con Enfoque Territorial (Pdet), en donde se conoció cuál es la infraestructura y el estado de la misma”, comentó.

Fueron alrededor de 800 sedes que se caracterizaron, y de esas, según comentó Gutiérrez, existe una problemática fuerte y no solo en el Catatumbo, sino en todo Norte de Santander y es la legalidad de los predios que impiden que cualquier entidad del estado pueda hacer algún tipo de intervención. 

Sin embargo,  desde la dependencia se está planificando un trabajo paralelo y es que a medida que se vayan a intervenir las sedes (construcción, adecuación y mejoramiento) y a su vez, se esté trabajando la legalidad de los predios que no la tienen. El panorama sobre la ausencia de docentes en algunas instituciones tanto urbanas como rurales, también llama la atención de padres quienes señalan que muchos de sus niños no cuentan con profesores para diferentes materias. 

En el departamento existen 149.059 niños inscritos en colegios oficiales, los cuales son atendidos por 6.310 docentes, por lo que la Secretaría de Educación explica que hay una cantidad considerable de profesores para atender los estudiantes, pero que estarían mal reubicados. Así que, por esta razón el Ministerio de Educación no podrá asignar más docentes al departamento hasta que exista una restructuración. 

Image
La opinión
La Opinión