Escuchar este artículo

Jesús E. González, homenajeado por el Coro de Ópera de Colombia

El compositor nortesantandereano trabajó dos meses en su ejercicio de composición de una pieza coral que presentó en su homenaje.

Rodeado de música desde su niñez, Jesús Emilio González Espinosa, es hoy el compositor que llena de orgullo a Norte de Santander.

El nacido en la bella Arboledas, recientemente fue condecorado por su trayectoria musical junto a tres compositores más colombianos por el Coro de la Ópera de Colombia.

Jesús Emilio es licenciado en pedagogía musical de la Universidad Pedagógica Nacional, de Bogotá, actualmente es docente, guitarrista, compositor, director y musicólogo.


Lea: Los ‘caza tesoros’ del dinero en Cúcuta


 

Recibió una condecoración el pasado 25 de noviembre, en el Teatro Mayor Julio Mario Santo Domingo, en Bogotá, junto a los compositores Julián Gómez Giraldo, Alberto Guzmán Naranjo y Nico Gutiérrez, en medio de un concierto que duró una hora y media.

González Espinosa recibió la invitación del maestro Luis Díaz Hérodier, director del Coro de la Ópera de Colombia y escribió una obra original que tituló ‘Siesta’.

“Me siento muy agradecido por esa referencia que tuvo el coro en homenajearme a mí y a otros compositores colombianos, además de comisionarme para escribir una obra original. Fue un trabajo contrarreloj porque este tipo de proyectos suelen surgir con la disposición del compositor para escribir una obra amplia que pueda dar un espacio adecuado para su montaje y lo logré”, dijo González Espinosa.

La obra

Por casi dos meses, el compositor nortesantandereano trabajó en su ejercicio de composición de una pieza coral donde la poesía del pamplonés Jorge Gaitán Durán se mezcló con la música.

“Utilicé como pretexto la figura de nuestro gran poeta Jorge Gaitán Durán, quien este año cumplió 60 años de su fallecimiento. Tomé la última de sus producciones escrita llamada ‘Por si mañana despierto’ que fue publicado en 1982 y de ese grupo de poemas me concentré en ‘Siesta’, el poema que más me gustó por su tono poético y su lenguaje contemporáneo”, contó Jesús Emilio.

El compositor explicó que estructuró en seis secciones su obra y cada parte está sujeta a los elementos metafóricos y al ritmo propio del texto de Gaitán Durán.

Su carrera

Jesús Emilio tiene los recuerdos más especiales de la niñez que vivió mientras su familia estaba radicada en su pueblo natal. Es de aquellos que extraña y añora.

“Así fuera la comida más tradicional pero ese sabor que evoca la niñez, siempre lo recuerdo con nostalgia”, confesó.

Este compositor no olvida los más lindos recuerdos: “los amigos, las calles, la música de la banda del pueblo, que se convirtió en mi primera banda sonora, gracias a que mi padre y mi nono eran parte de los integrantes, por eso, yo crecí escuchando esos sonidos y eso influyó en que con el tiempo me convirtiera en un músico profesional”, contó.


Le puede interesar: En el ‘Cerrito de los muertos’ de Ocaña retumban historias de ultratumba


 

Después de cumplir 6 años, la familia de este arboledano se mudó a Pamplona y allá estudió la primaria y la secundaria; luego se fue a Bogotá para cumplir con su pregrado.

Hizo un doctorado en musicología de la Universidad Autónoma de Barcelona, España, país en donde se especializó en composición, dirección orquestal y guitarra.

Actualmente, combina su labor de músico con la docencia. Es catedrático de la Universidad de Pamplona, donde dirige guitarra clásica y varios trabajos de investigación en música y musicología.

Ha realizado investigaciones enmarcadas en el patrimonio musical colombiano y de Norte Santander.

Además, ha estado en festivales del país y del mundo, donde ha llevado la música colombiana con orgullo a los escenarios.

Como buen hijo de su tierra, no deja de apostarle a lo propio: “Norte ha sido un departamento muy rico en su tradición musical.Es lamentable que los espacios de difusión de nuestra música cada vez sean pocos. Considero que debe apoyarse la iniciativa de compositores académicos nortesantandereanos que hacen un trabajo sobresaliente”, señaló.

Y concluyó que “vale la pena volver la mirada a las décadas anteriores, donde el departamento tenía mayores espacios para la difusión de la música andina colombiana”.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
Laura Serrano
Domingo, 4 de Diciembre de 2022

EXCLUSIVO PARA
NUESTROS SUSCRIPTORES

Patrocinado por:
Logo Empresas
Temas del dia Foros La Opinión