Escuchar este artículo

OCHA alerta sobre desplazamiento de 945 personas en el Catatumbo

Viernes, 15 de Noviembre de 2019
Las familias afectadas son residentes de veredas de La Playa de Belén y Ábrego.

Los enfrentamientos entre el Ejército de Liberación Nacional (Eln) y el Ejército Popular de Liberación (Epl), en cercanías de las veredas La Arenosa, Vega del Tigre y Las Vegas, en Ábrego, generaron que días antes de las elecciones regionales del 27 de octubre se registrara el desplazamiento de 245 familias (865 personas) que salieron tanto hacia La Arenosa, en el mismo municipio, como a la vereda El Silencio de Bucarasica. 

 En total se registró el desplazamiento de 945 personas que ertenecen a 266 familias. 

Así lo dio a conocer la Oficina de las Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA), que también detalló que los enfrentamientos fueron informados en alertas tempranas donde entidades como la Personería manifestaron el riesgo al que están expuestas estas comunidades.

Estas personas se ubicaron en dos alojamientos temporales, instalados por el Consejo Noruego para Refugiados y las administraciones municipales de los municipios que los acogieron. 

Lea además Enfrentamientos desplazan a campesinos de La Playa de Belén

Así mismo, reportaron que el 2 de noviembre, 21 familias (80 personas) de las veredas La Capellanía y Los Cascos de La Playa de Belén se desplazaron hacia el casco urbano de Ocaña como medida de protección, de acuerdo con información de la Alcaldía. 

Según fuentes locales, miembros del Epl llegaron a esta zona intimidando a la población con una lista de personas, a quienes les dieron media hora para salir del lugar. Después, siete de estas familias salieron hacia Cúcuta en busca de protección, manifestando que no se sentían seguras en Ocaña. 

405 niños y adolescentes entre los desplazados 

De las 945 personas desplazadas, aproximadamente 405 son niños, niñas o adolescentes, es decir, un 42 % de la población.

La situación ocasionó restricción en el acceso a la educación para los menores, además de ponerlos en situación de vulnerabilidad. Así mismo, para las comunidades se generaron problemas en la movilidad, por los niveles de inseguridad y la falta de garantías de protección.

Necesidades 

Por la cantidad de personas se requieren más alojamientos y dotación para atender la emergencia de manera efectiva e inmediata, pues algunos han tenido que ubicarse en las casas de sus conocidos y otros a la intemperie, según precisó el informe.  

Además, al verse limitado el acceso de las familias a los cultivos y sus actividades de producción, comercialización y abastecimiento para el sustento diario se evidencia la necesidad de acciones para la recuperación económica mientras están en situación de desplazamiento y cuando regresen a sus hogares.

El tema sanitario y la atención prioritaria para las 12 madres gestantes o lactantes es otra de las situaciones que evidencia el reporte de OCHA. 

El Equipo Local de Coordinación (ELC), a través del Grupo Temático de Protección (GTP), sigue monitoreando la emergencia a través del ministerio público, para apoyar la atención, en caso de requerirse respuesta complementaria, sin embargo, debido a recientes hecho en las vías, como medida de prevención se han suspendido misiones a terreno para algunas organizaciones.

Image
Web la Opinión
Web La Opinión