Escuchar este artículo

Audiencias virtuales: ¿futuro de la justicia?

Lunes, 24 de Enero de 2022
Los abogados exponen las ventajas y riesgos de esta nueva modalidad.

La semana pasada, la noticia que ocupó decenas y decenas de titulares en la prensa y que, fue tendencia en las redes sociales, es el escabroso caso de Mauricio Leal y su madre,  Marleny Hernández, asesinados por Yhonier Leal, quien aceptó los cargos imputados por la Fiscalía.


Lea aquí: Yhonier Leal, Caín que no solo mató a Abel sino a Eva

Sobre el tema, llamó la atención el impacto que tuvieron las audiencias alrededor del caso que, empezaron en diligencias privadas para legalizar los allanamientos realizados por la Fiscalía en los bienes de Mauricio Leal, pero que desde la etapa de imputación fue pública por todas las plataformas virtuales.

Se estima que la audiencia, en la que el fiscal Mario Andrés Burgos fue exponiendo el paso a paso del doble homicidio de Yhonier contra su hermano y su mamá tuvo al menos 200.000 personas conectadas en diferentes plataformas.

 

Casos que llaman la atención

El abogado y psicólogo Diego Plazas explicó que los seres humanos somos una especie relacionada con su entorno en donde se rigen jerarquías, “esto significa que le atribuimos un status inferior o superior a quienes nos rodean, lo cual determinará si pasamos tiempo con ellos, socializamos, copiamos su forma de vestir, o simplemente los excluimos”.

Asegura que el caso de Mauricio Leal tuvo todas las características que producen la atención entre los ciudadanos, “se genera una empatía emocional, porque la estructura del caso se basa en dos esferas muy importantes: familia y éxito, lo que conlleva a evidenciar la proyección de disfuncionalidad familiar que se encuentra en todas las estructuras jerárquicas sociales”.

El psicólogo clínico Ricardo Ortiz sostiene que el contexto de la noticia es determinante para que se le preste tanta atención. “Si tenemos en cuenta que los colombianos nos desenvolvemos en contexto de violencia, los ataques contra los derechos humanos, aunque no debería ser así, se convierten en hechos cotidianos que generan habituación entre los ciudadanos”, dijo.

 

Justicia a distancia

Con todo lo anterior, también se abrió el debate sobre si las audiencias virtuales son el rumbo que debe tomar la justicia en Colombia.


Conozca: Ingrid Betancourt explica lo que hay detrás de su sorpresiva precandidatura presidencial

Desde el Colegio de Abogados Penalistas resaltan que cuando se implementó el Decreto 806 de 2020, que dio luz verde para avanzar en la realización de audiencias virtuales por la crisis sanitaria de la pandemia, se pasó de celebrar 25 mil audiencias presenciales al año, a celebrar 200 mil audiencias.

Diego Plazas asegura: “Para nosotros los abogados, es una oportunidad increíble para ejercer en cualquier lugar del país sin necesidad de estar presente físicamente  (…) pero si trasladamos esta oportunidad a los clientes o usuarios, vamos a evidenciar una mayor incidencia de participación en audiencias, disminución de gastos económicos en traslados a juzgados, tiempo de desplazamiento, inclusive disminución de ansiedad al  confrontar a un agresor”.

Los abogados coinciden en que si bien las audiencias virtuales son un recurso práctico, es importante  aumentar el recurso humano de la Rama Judicial y trabajar la conectividad de zonas alejadas.


Entérese: Biden pide apoyar el derecho al aborto en aniversario de histórico fallo

 
Nueva modalidad reduce los costos

 

El abogado Fabio Humar indicó que si se mantiene la virtualidad  disminuyen los costos de la administración de justicia, habrá mayor acceso a la misma por parte de los ciudadanos y democratiza la labor de los jueces.

No obstante, advierte que en la única etapa procesal en la que es importante que efectuar la diligencia de forma presencial, es el juicio oral, para blindar la práctica de las pruebas y de los interrogatorios de los testigos, que son determinantes a la hora de que los jueces emitan sentencia.

El profesor de Derecho, Iván Camilo Pizza, está totalmente de acuerdo con que se sigan las audiencias virtuales y que estas plataformas sirven para hacer un control ciudadano a la administración de justicia, sin embargo, opina que hay riesgos no tan positivos.

“En muchos casos la sobreexposición mediática implica un juicio social anticipado, que de plano considera que una persona capturada o presentada ante las autoridades, automáticamente debe ser condenada y declarada culpable. Lo que puede ensuciar el nombre de la persona”, señala Pizza.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
Colprensa
Colprensa

Exclusivo para nuestros suscriptores

Patrocinado por:
Empresas
Patrocinado por La OpiTienda