Escuchar este artículo

Motilones del Norte fue devorado por Tigrillos en el cuarto juego

Martes, 1 de Junio de 2021
El club cucuteño jugó su peor partido de postemporada de la Liga de Baloncesto Profesional al caer ante su par de Medellín.

El quinteto de Motilones del Norte sorpresivamente y en una pésima noche fue canasteado 92-68 este martes por Tigrillos de Antioquia en el cuarto juego de la serie de semifinales de la Liga de baloncesto profesional.

Con parciales de 6-24, 14-27, 23-30 y 25-11, los rojinegros solo pudieron ganar uno pues el conjunto paisa desde la primera media hora liquidó el partido.

Los hombres de Bernardo Fitz González nunca se encontraron en el juego y el entrenador viendo que era imposible acortar distancias decidió que el partido continuara su curso esperar el quinto juego este miércoles y definir  el finalista que enfrentará a Titanes en la final por el título del Torneo Apertura 2021.

 “Qué puedo decir del juego, estoy sin palabras, desconozco este equipo, desconozco a los inicialistas, es algo que no entiendo, el hecho es no haber perdido, sino como perdimos. Nunca había perdido así en mi vida”, dijo el entrenador de los motilones.

Equipo desconocido

Desde el primer cuarto se notó un desconcertado Motilones del Norte que no se encontró con su juego, con jugadores idos de la cancha al ser superado 6-24 en el primer parcial por Tigrillos que salió como una tromba.

Inexplicable lo que sucedía con los motilones en el maderamen del coliseo Evangelista Mora mal en defensa y mal en la ofensiva.

Nick Evans errático dentro y fuera del perímetro, Jovonni Shuler se fue en blanco en y en los primeros minutos, el técnico Bernardo Fitz sentó a Soren De Luque. No fue buen arranque para los nortesantandereanos.

Se esperaba una mayor reacción por parte de la tribu rojinegra, en el segundo cuarto del partido, pero el equipo se vio más confundido llenándose de ansiedad y nerviosismo al ver que el quinteto se distanciaba del marcador a gran velocidad y los dirigidos por Bernardo Fitz González ni cambiando el esquipo de juego sus muchachos se pudieron acomodar en la primera media hora de juego.

En esta primera mitad en tiros de campo Motilones logró 9 de 32 con un rendimiento del 28 %. Su rival alcanzó 20 de 38 con un porcentaje del 52 %

Motilones tuvo una pérdida de 10 balones por 5 de Tigrillos.

En puntos dobles anotó 8 de -21, y Tigrillos 14 de 26. Los números son claros en una noche horrible que nadie se esperaba y el marcador está llevando al quinto juego con un escandaloso 20-51.

 

Más de lo mismo

En la etapa complementaria el decorado fue el mismo, Motilones se vio un equipo desorientado ni siquiera con el campo abierto que le dejaba Tigrillos dentro del perímetro acertaban en los lanzamientos, un partido y noche para el olvido.

Por más que cambios tácticos que quiso hacer en el maderamen  fue imposible hacer entrar el equipo en juego colectivo.

También hay que señalar que a Tigrillos salió con todo, hizo un partido perfecto sin demasiados errores y aplicado tácticamente.

Sobre cómo recuperar la confianza para el quinto juego tras la debacle inesperada cuando se venía haciendo una buen campeonato, Juan Sebastián Márquez expresó que “hay que venir a jugar mañana (este miércoles), es el peor juego de la temporada, la defensa no funciono y esta noche nada nos funcionó y hay que venir a matar para estar en la final”, concluyó el jugador.

Image
Omar Romero - Periodista de Deportes
Omar Romero Güiza