Escuchar este artículo

Vivienda de interés social: qué es, cómo funciona y sus ventajas

Martes, 7 de Junio de 2022
Una vivienda de interés social no solamente busca ser un “espacio” para las personas.

Acceder a una vivienda por primera vez puede ser complicado para muchas personas. Esta problemática es mundial: las Naciones Unidas creen que unas 150 millones de personas viven sin un hogar. Del mismo modo, esta organización mencionó que 1.600 millones de personas habitan en casas inadecuadas. Asimismo, hay 900 millones en asentamientos informales, de acuerdo a Farha y Kaakinen.

La situación en Colombia también es interesante de conocer. Según el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), este país es líder en la lista de arriendo de vivienda en América Latina. Es decir, el 34% de las viviendas en el país son para alquilar. En cambio, el promedio en el resto del continente es del 21%.

Por lo tanto, existe una gran mayoría que prefiere comprar viviendas en vez de arrendar. Este escenario puede mostrarte diferentes opciones. Entre las alternativas para vivir en las grandes ciudades de Colombia se encuentran los dos proyectos inmobiliarios en Medellín o la vivienda de interés social en Bogotá.

A continuación, te contamos en qué consiste este concepto de vivienda de interés social. También te explicaremos cuáles son las ventajas y desventajas de elegir este sistema subsidiado.

 

¿Qué es una vivienda de interés social?

 

No obstante, con el correr del tiempo se han tomado distintas medidas para intentar solucionar esta situación. Por ejemplo, en el 2019 el Ministro de Vivienda, Jonathan Malagón, mencionó que se entregaron 42.000 subsidios de vivienda, más del doble de lo aportado históricamente.

Ahora bien, esto es lo que se considera como vivienda de interés social o VIS. Se trata de proyectos de viviendas subsidiadas por el Estado. Estas propiedades están pensadas para aquellas personas que tengan bajos ingresos y no puedan acceder a un primer hogar.

Cada persona puede disponer de un subsidio otorgado por las cajas de compensación familiar y del propio Gobierno Nacional, que no debe devolverse. Particularmente, quienes ganen menos de 4 salarios mínimos mensuales legales vigentes. Esta cifra es equivalente, actualmente, a 4 millones de pesos mensuales, aproximadamente. 

 

La importancia de la vivienda de interés social

 

Esto también incluye a las personas que estén por debajo de esa línea, en una situación de vulnerabilidad. Por lo tanto, el valor máximo de una vivienda VIS, para este año, alcanzó los 124 millones de pesos. La idea es garantizar el derecho a la vivienda de los hogares que tienen menores ingresos. Los proyectos de vivienda en Cali se caracterizan por ofrecer inmuebles residenciales con estas características. 

Una vivienda de interés social no solamente busca ser un “espacio” para las personas. En realidad, también busca constituirse como casa legal y segura. Es decir, una vivienda que posea un título de propiedad, servicios públicos básicos (como agua y electricidad), materiales de construcción de calidad y con vías de acceso a los espacios públicos y las ciudades. 

Como resultado, una vivienda de interés social es una alternativa perfecta para las personas que desean un hogar estable. Cabe destacar que, según el Ministerio de Vivienda de Colombia, la Ley de Vivienda 1537 de 2017 permite que el Gobierno atienda el déficit habitacional desde las políticas públicas y también ha estimulado ayuda de otros sectores de la construcción.

 

Historia de la vivienda de interés social en Colombia

 

Ahora, es posible que te interese indagar un poco sobre la historia de la vivienda de interés social en Colombia. Pues bien, hay que tener en cuenta que esta clase de subsidios no son algo reciente. En realidad, surgieron con la Ley 3ª de 1991.

En ese momento, empezó a gestarse una política pública para las casas de interés social. La idea fue generar un sistema público de subsidios a demanda. Es decir, las personas, que requieran una vivienda y que no puedan alcanzar a presupuestar su futuro hogar, pueden recurrir al Estado para solicitar una ayuda.

El Instituto de Crédito Territorial se encargaba de realizar una gestión similar. Pues se encargaba de construir y otorgar créditos de vivienda para las clases menos favorecidas. 

No obstante, en 1991 fue reemplazada por el Instituto Nacional de Vivienda de Interés Social y Reforma Urbana (INURBE).

 A su vez, esta institución fue liquidada en el 2003. Luego de algunos tiempos de incertidumbre, la vivienda de interés social fue gestionada por el Ministerio de Vivienda, Ciudad y Territorio, surgido en el 2011. En ese mismo momento, empezarían a desarrollarse con precisión los lineamientos de esta clase de propiedades.

Ya en el 2022 el gobierno mencionó que hay 3.110 proyectos de vivienda nueva que están en marcha, en más de 130 municipios. Una tercera parte de estos tienen un precio inferior a los 150 millones de pesos. Por ende, puede decirse que 1 de cada 3 corresponden a proyectos de vivienda de interés social (Infobae, 2022). 

 

Lineamientos y características de la vivienda de interés social

 

En primer lugar, los proyectos de interés social relacionados con la vivienda tienen varios objetivos. Entre ellos:

 

  • Garantizar el derecho humano a una vivienda adecuada: Esto aplica sin importar la clase social o las condiciones económicas, pues todos deberían tener un techo. Allí la vivienda de interés social puede aportar soluciones.
  • Apostar por el planeta: Las construcciones sociales de viviendas deberían diseñarse y construirse siguiendo una lógica sostenible. Es decir, gestionando los recursos naturales y contribuyendo al medio ambiente, sin afectar al ecosistema.
  • Fomentar el cuidado de la dignidad humana: Se incluye la salud física y mental, que se mejoran al tener una vivienda de calidad. A su vez, esto permite el desarrollo del individuo. 
  • Cuidar la salud física: Es decir, quienes no tienen techo pueden ser afectadas por el frío, el calor, la humedad y la lluvia, entre otros elementos. Por ende, la vivienda debe protegerlos de los posibles problemas.
  • Generar asequibilidad: El hecho de ofrecer una vivienda de interés social debe ser una oferta estatal asequible. Es decir, que todas las personas puedan acceder a ella sin comprometer sus finanzas personales. 

 

Image
Vivienda y subsidios

A su vez, las características básicas de una vivienda de interés social son las siguientes:

 

  • Tener un área adecuada para dormir.
  • Contar con un espacio para el aseo personal.
  • Disponer de una zona específica de alimentación.
  • Integrar los servicios públicos básicos para los individuos.

 

Esto puede traducirse en que, como mínimo, debe haber una habitación. A su vez, también debe existir un baño y un comedor, además de tener electricidad, gas y agua potable, entre otros servicios. 

 
¿Cuáles son las ventajas y desventajas de estas viviendas?

 

Dicho esto, ¿te interesa conocer las ventajas y desventajas de este tipo de propiedades subsidiadas? Te las contamos.

 

Valorización de los inmuebles

 

Estas viviendas integran subsidios. En consecuencia, tienen un valor de mercado mucho más bajo que lo que se puede encontrar con aquellas que no tengan este aporte estatal. Además, el proyecto suele revalorizarse con el pasar de los años, razón por la cual suele ser una buena inversión. 

 

Buenas ubicaciones y disposición de servicios públicos

 

Puedes encontrar distintos proyectos en las principales ciudades del país. Si bien se ubican en las zonas de estratos 2 y 3, vas a poder acceder a viviendas dignas a un precio bajo. Además, se integran los servicios públicos, que también suelen tener algún tipo de subsidio tarifario. 

 

No puedes escoger libremente

 

Aquí aparece una de las desventajas, pues no todos los apartamentos de interés social pueden adquirirse con este sistema. Por esta razón, puede haber viviendas que te gusten, pero que no sean viables para aplicar este subsidio. En suma: puedes elegir, pero hasta cierto punto. Aunque, la tasa de interés es baja en comparación a las viviendas No Vis.

 

Límites de calidad de vida

 

Del mismo modo, otra desventaja es que esta clase de propiedades no buscan el confort total. En realidad, solamente generan una vivienda digna para las personas menos pudientes. Por ende, no es una buena opción si quieres algo lujoso o si buscas vivir como una persona de clase alta. 

 

Requisitos para acceder a las viviendas de interés social

 

Los requisitos son los siguientes:

 

  • Lo pueden pedir colombianos de entre 23 y 72 años.
  • Sirve para colombianos residentes en el país, en el extranjero, extranjeros casados con colombianos o quienes tengan un primer grado de consanguinidad.
  • La financiación se acerca al 70% del valor comercial.
  • Los proyectos vis no deben superar el precio de 136 millones en ciudades grandes, como Cali, Bogotá o Medellín. Si la ciudad es pequeña, el costo máximo es de 124 millones. 
  • Pueden recibirlo aquellas familias que tengan ingresos inferiores a 4 Salarios Mínimos Mensuales Legales Vigentes. 
 
Precios máximos de estas viviendas que necesitas conocer

 

Es importante recalcar que esta clase de propiedades subsidiadas lograron un enorme éxito en el 2021. Básicamente, se adquirieron más de 162.000 unidades. Esta cantidad representa un crecimiento del 30,5% en comparación con el 2020, demostrando un enorme interés de los colombianos por estos proyectos, en base a los análisis de La República.

Sobre las cifras del 2022, en el primer trimestre del año hubo un aumento del 6% en relación con el mismo período del 2021. Es decir, se vendieron un total de 43.984 viviendas VIS. Generalmente, este tipo de viviendas disponen de 60 metros cuadrados en su terreno de construcción, aproximadamente, según El Nuevo Siglo.

En cuanto a los precios, debes saber que las No VIS valen casi tres veces lo que cuesta una vivienda de interés social. Por ejemplo, este análisis del tiempo permite determinar el comportamiento de pago de vivienda de interés social:

En el 2020 los colombianos pagaron 2,25 billones de pesos colombianos para comprar 6.370 unidades No VIS. En cambio, otros abonaron 1,73 billones de pesos colombianos por 13.991 unidades VIS. ¿El precio promedio? 123,7 millones para las VIS (con un máximo de 124 millones), mientras que las No Vis es de 353,2 millones.

Ya sabiendo la cifra de personas que solicitan ayuda al gobierno para tener una vivienda de interés social, hay que decir que, en su mayoría, se trata de personas de clase media-baja y baja. Generalmente, de acuerdo al Ministerio de Vivienda, las mayores ventas se registran en noviembre/diciembre, que es la época del año en la cual las personas planifican su futuro.

Sobre las ubicaciones, ocurre lo mismo que con el resto de las viviendas. De acuerdo con lo que indica la Coordenada Urbana Camacol, Bogotá, Cundinamarca y Antioquia son los departamentos con más ventas de vivienda. En el caso de Bolívar, es el que mayor crecimiento experimentó en el 2021, con un 107%.

 

¿Por qué puede ser una buena opción invertir en bienes raíces?

 

Es posible invertir en la vivienda de interés social, especialmente las personas con un bajo poder adquisitivo. No obstante, en otros casos también podría ser aconsejable invertir en otra clase de propiedades de bienes raíces. Es decir, en viviendas más caras y dentro de ciudades que te llamen la atención.

Si conoces una comuna o un departamento en específico que te agrade, vas a poder ingresar en plataformas seguras como Punto Propiedad o La Haus.

Ahora, hay una realidad: los precios no serán tan baratos como ocurre con las viviendas de interés social. Sin embargo, en estas plataformas siempre encontrarás la mejor relación calidad/precio. Además, dispondrás de distintos métodos de pago y financiación. Por consiguiente, podrás hacer realidad tu sueño de la casa propia invirtiendo en bienes raíces. 

¿La razón? Para la República este es el mejor momento para tomar una decisión. ¿Por qué? En el caso de Colombia, la búsqueda de proyectos de vivienda se multiplicó por 3. Incluso, en el 2021 más de 240.000 hogares decidieron invertir en una vivienda nueva, representando 5 puntos del PIB. Por esto, en el futuro, posiblemente la tendencia continuará al alza.

En conclusión, ya sabes qué es una vivienda de interés social. ¿Crees que es una opción para ti? En cualquier caso, te invitamos a que descubras las variantes que tienes disponibles. De este modo, vas a poder realizar inversiones que se mantengan en el tiempo y te generen una valorización constante.

Image
Aliado Estratégico
Información de Aliado Estratégico

EXCLUSIVO PARA
NUESTROS SUSCRIPTORES

Patrocinado por:
Logo Empresas
Patrocinado por La OpiTienda