Escuchar este artículo

Así se controlará la venta de gasolina subsidiada

José Antonio Ocampo, ministro de Hacienda, reveló la estrategia para controlar la gasolina subsidiada.

El carbón y el coque representan el 92% de las exportaciones del departamento, de acuerdo con los datos de la Asociación de Carboneros de Norte de Santander (Asocarbonor), y genera más del 30% del empleo en el área metropolitana de Cúcuta. 

El impuesto del 10% a las exportaciones del mineral que plantea la reforma tributaria genera preocupación en los empresarios, porque no contempla escenarios medianos y de precios bajos, por lo que llevaría a la inviabilidad económica del sector, según el gremio.


Lea además Gremios alzan su voz por el carbón, la Zona Franca y la ZESE en la tributaria


En entrevista con La Opinión, el ministro de Hacienda, José Antonio Ocampo, indicó que este nuevo tributo no “debe afectar la producción” del carbón en el departamento. Sin embargo, analizará la propuesta en cuanto al coque, pues la región es una de las principales productoras y ese insumo “es muy importante en materia exportadora”.

Coque

(Se revisará el impuesto a las exportaciones de coque./ Foto Jorge Iván Gutiérrez)

“Sobre al impuesto al carbón térmico, por generación de emisiones de carbono, es un tema muy gradual. Y lo que tienen que hacer todas las regiones productoras de carbón es irse diversificando hacia nuevas fuentes energéticas y nuevos productos”.

Ocampo señaló que los análisis sobre cambio climático, elaborados a nivel internacional, son claros al demostrar que la primera fuente de energía se debe ir transformando, para que ya no sea el carbón. Aclaró que en el proyecto de ley se mantiene los beneficios para las otras formas de generación de energía, como solar y eólica.

Otra preocupación del sector carbón es la eliminación de la deducibilidad de las regalías sobre el impuesto de renta. Respecto a esta inquietud, el ministro de Hacienda manifestó que se está revisando, “pero, en realidad, el principio de las regalías es no ser descontables ni deducibles”, por lo que tratarán de que ese principio se mantenga en la reforma.


Lea también Textileros de Cúcuta resisten al alza del dólar


 
Registro “bomba por bomba” 

 

El ministro de Hacienda reafirmó que el combustible subsidiado para la frontera se mantendrá, aunque en la reforma se había planteado quitar, pero con mucho más control, porque las evidencias señalan que aún hay contrabando en poca medida hacia Venezuela y que también se lo están llevando a otras ciudades, como Bucaramanga.

El Gobierno mantendrá la gasolina subsidiada, pero con más control.

“La gasolina subsidiada debe tener un registro bomba por bomba, de a quien se le vendió, para evitar que se la llevan a Venezuela o para el interior el país”.

Con la frontera cerrada, la gasolina se acaba antes del 20 de cada mes, con frontera abierta, ¿cuánto durará? A esta interrogante, el jefe de la cartera de Hacienda afirmó que, si se controla, debe alcanzar.

 
Reapertura de la frontera 

 

Para algunos expertos consultados por La Opinión, la reapertura de la frontera con Venezuela puede generar una inflación territorial por la alta demanda de los productos o escasez, por lo que este proceso debería ir acompañado de planes o medidas fiscales incluidas en la reforma tributaria.


Lea aquí: Sureti, el ‘marketplace’ de Cúcuta que conecta a emprendedores con inversionistas


José Antonio Ocampo manifestó que este panorama no será así, al contrario, lo que promoverá es el crecimiento del comercio. “La reapertura generará beneficios directos a Norte de Santander y lo que se tiene que hacer es producir más…. Se fortalecerán las exportaciones y estas generarán también mayor producción nacional, tanto de insumos como de empleo formal. Es un efecto multiplicador”.

 
Zona Franca “puede sobrevivir”

 

Otro de los temas sensibles de la reforma tributaria para los empresarios de la región es la modificación en la Zona Franca. Jairo Pulecio, gerente de la Zona Franca de Cúcuta, le propuso el viernes pasado al ministro, durante una foro con los distintos gremios de la región, mantener la tarifa vigente del impuesto sobre la renta del 15% planteada para estas instancias creadas entre 2017 y 2019 en Cúcuta, pero dándole un beneficio a los usuarios de zona de frontera.

Zona Franca

(La empresa Falatex es una de las siete compañías que hacen vida en la Zona Franca de Cúcuta. / Foto: Pablo Castillo)

El Gobierno plantea un impuesto sobre la renta y complementarios del 20%, siempre que se cumpla con el umbral mínimo de exportación que se determine. Si los usuarios incumplen, deberán tributar con una tarifa del 35%.

El alto funcionario aseguró que “la Zona Franca de Cúcuta puede sobrevivir”, de acuerdo con las reglas establecidas. Agregó que deben ver “cómo responden las zonas francas de Cúcuta y todas las demás”.

Para Jairo Pulecio, si el Gobierno plantea un 10% como mínimo de exportación, “está dentro de lo razonable”, a lo que el ministro José Antonio Ocampo comentó que es “muy bajo” ese porcentaje. “Nosotros estamos hablando de mucho más, lo que pasa es que será gradual y será reglamentario”.

Las zonas francas en el país están presentes en 65% de los departamentos y generan más de 147.000 empleos. Además, el 90% de las empresas establecidas en ellas son pequeñas y medianas. En el caso de Cúcuta, hay siete sociedades comerciales del calzado, papelería, palma de aceite, químicos, agroindustria y de moda.


Le puede interesar: Generar más valor agregado, la tarea pendiente de los emprendedores


 
Adiós a la ZESE

 

Sobre la eliminación de los beneficios de los territorios denominados Zona Económica y Social Especial (ZESE), respetando los derechos adquiridos en el pasado, el ministro de Hacienda recordó que el incentivo específico ya terminó, descartando la ampliación de este régimen.

En torno a esta iniciativa, la Cámara de Comercio de Cúcuta le informó a Ocampo que el régimen ZESE permitió crear 1.136 empresas en Norte de Santander. 

Por esto le sugirió extender ese régimen, porque hay 4.443 sociedades comerciales que aplicarían para ser ZESE y serían así casi 9.000 nuevos empleos.

 
Impuesto al plástico de un solo uso

 

El proyecto de reforma establece un impuesto de 1,9 pesos por cada gramo de plástico de uno solo uso, lo que aumentaría hasta en un 17 % el costo final de los empaques, de acuerdo con Acoplásticos.

Esta propuesta elevaría entre 1% y 4% los precios de los productos, desde alimentos hasta elementos de aseo, de acuerdo con lo referido por el sector.

Para el ministro de Hacienda, el plástico de un solo uso genera un deterioro ambiental enorme. 

“El plástico debe desaparecer. Lo que hay que hacer es buscar alternativas. Me parece imposible que no haya alternativas a los plásticos para empaques. Se pueden producir empaques ecológicos”.

Finalmente, el ministro José Antonio Ocampo subrayó que desde la administración de Gustavo Petro trabajarán por el crecimiento de las empresas de Norte de Santander y del país, más aun si hay resultados positivos contra la evasión, pues, de esta manera, podrán reducir la carga tributaria.


Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion  

Image
Leonardo Favio Oliveros Medina
Leonardo Favio Oliveros
Lunes, 12 de Septiembre de 2022

EXCLUSIVO PARA
NUESTROS SUSCRIPTORES

Patrocinado por:
Logo Empresas
Temas del dia Foros La Opinión