Escuchar este artículo

Vacunar a niños, una prioridad antes de clases

Jueves, 20 de Enero de 2022
El Ministerio de Salud destacó la importancia de inmunizar a los menores.

Cerca del 43% de los niños de Norte de Santander se encuentran vacunados contra la COVID-19, una cifra que es analizada por el Ministerio de Salud y otras institucionales nacionales y locales, entendiendo que el regreso a clases en la capital nortesantandereana está previsto para el próximo lunes 24 de enero, y en el resto del departamento para el 31 de este mes. 

Lea aquí: Vacunar a los yukpa, un reto con una barrera ancestral

La cifra fue revelada por Gerson Orlando Bermont Galavis, director de Promoción de Prevención del Ministerio de Salud, ente que instó a las autoridades nortesantandereanas a acelerar aún más el paso de la inmunización de niños entre los 3 y los 11 años, con el fin de garantizar el regreso seguro a las clases. 

Según Bermont, al 14 de enero de 2022, en Norte de Santander se habían vacunado 107.272 niños entre los 3 y 11 años de edad, de los 249.659 que hacen parte de la proyección del Dane, lo que corresponde al 43%. 

Por su parte, según cifras que se encuentran en la página web del Plan Nacional de Vacunación, con corte al 18 de enero, en el departamento se habían aplicado un total de 138.465 dosis a niños entre los 3 y 11 años de edad, de los 249.495 que hacen parte de la proyección del Dane, lo que corresponde al 55,4%. 

Lea además: Personal de salud exige estar exento del 'Pico y Placa' en Cúcuta

“La vacunación, ni para el programa regular ni para COVID-19 es obligatoria, pero es claro que la protección de los niños ha sido histórica gracias al buen manejo de los padres de familia, en especial las mamitas, al plan de vacunación, en el cual hay más de 21 biológicos que protegen de más de 26 enfermedades. El COVID-19 es una vacuna más”, enfatizó Bermont. 

 

Image
Los niños deben estar vacunados en estos momentos con las dos dosis, y también los profesores./Foto archivo La Opinión

 

El tener a una comunidad educativa vacunada, es decir, estudiantes, directivos, docentes, entre otros, permitirá tener una burbuja de protección ante la COVID-19, según el director de Promoción y Prevención de Minsalud. 

“Eso garantiza, no que no haya un contagio, sino que la posibilidad de que haya una enfermedad grave disminuye, y por supuesto la posibilidad de morir baja significativamente; y si el niño se contagia por X o Y razón y va a la casa y también hay un pequeño contagio, ahí se debe garantizar también la vacunación en el hogar, donde debe existir también una burbuja”, expresó. 

Lea también: ¿Se puede asistir a urgencias si tiene síntomas de COVID-19?

Una de las sugerencias de los padres de familias que no han vacunado a sus hijos está relacionada con la poca existencia de puntos de vacunación al interior de las instituciones educativas o cerca de ellas, por lo que, desde el Ministerio de Salud, se pidió que las diferentes autoridades locales o regionales articulen un trabajo para garantizar dichos programas. 

“En estos momentos las secretarías de Salud y de Educación deben trazar estrategias puntuales para facilitar la vacunación de todos los niños en Colombia. Ellos nos deben hacer las solicitudes de vacunas antes del comienzo del calendario académico en cada uno de los municipios del departamento”, enfatizó Bermont. 

 

Image
El Ministerio de Educación ha dicho que el calendario académico de 2022 iniciará con presencialidad./Foto archivo La Opinión

 

El llamado a la vacunación de los niños ha sido reiterativo en los últimos días por parte de las diferentes instituciones de orden local, regional y nacional debido a la circulación de la variante de ómicron en más del 85% de la población en el país, por lo que se hace necesaria la pronta inmunización de los niños debido al alto nivel de contagio con la enfermedad. 

Lea aquí: ¿Qué pasará con los estudiantes no vacunados en la vuelta a clases?

“Hacemos un importante llamado a los padres de familia a llevar a sus hijos a vacunar contra la COVID-19 para que, junto a las EPS y los territorios, garanticemos un regreso a clases seguro”, publicó ayer el Ministerio de Salud por medio de las redes sociales. 

Entre tanto, además de la vacunación, la principal arma para combatir la propagación del virus y el desarrollo de la enfermedad es el uso adecuado de las medidas de bioseguridad, principalmente la utilización del tapabocas. 

“En los barrios empiezan a ver que la situación no está tan dura, por lo que no utilizan el tapabocas y esto puede complicar la situación. En estos momentos debe prevalecer la obligatoriedad del uso del tapabocas y esto debe ser controlado por las autoridades municipales y, si es necesario, la Policía emitirá comparendos”, puntualizó el funcionario. 

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
Oscar Andrés Olarte
Óscar Andrés Olarte

Exclusivo para nuestros suscriptores

Patrocinado por:
Empresas
Patrocinado por La OpiTienda